Daniel Gregorich quiere llegar más lejos

Daniel Gregorich quiere llegar más lejos

Durante las acciones de los Torneos de Luchas Granma-Cerro Pelado, Daniel Gregorich se ratificó como el hombre fuerte de Cuba en los 87 kg del estilo grecorromano. Ganar la medalla de oro fue otro paso en su afán por capturar premios cada vez más brillantes. Ante la imposibilidad de dialogar en ese  momento por cuestiones personales, “atacó” este viernes con un “¡Ya estoy aquí, dispara lo que quieras!”

 

“La justa la asumí sin presiones. Los combates iniciales fueron ante rivales juveniles. En la semifinal y final se complicó un poco el asunto, pero con inteligencia, y aferrado al plan táctico gané. Siempre pensé que podía, estoy satisfecho”.

Marzo se anuncia complejo en materia competitiva. El preolímpico en Canadá podría catalogarse como una gran guerra. El botín a la vista brilla y pesa.

“Voy con el objetivo de clasificar a Tokio 2020. No puedo permitirme otro resultado. Debo continuar entrenando y escuchando a los entrenadores. Todos estamos enfocados en alcanzar un sueño. Fácil no será. Aun así estamos listos para pelear y duro”.

Daniel Grégorich (azul) de Cuba combate en 87 kg frente a Daniel Vicente, de México, durante el Torneo Clasificatorio de lucha rumbo a los XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe de Barranquilla 2018, con sede en el Coliseo de la Ciudad Deportiva. Foto: Calixto N. Llanes

Probarse en Europa tributa un buen puñado de experiencias. Atesorarlas y ponerlas en práctica cuando la situación lo requiera es arma afilada de nuestro entrevistado.

 

“Estar en la Bundesliga ha resultado determinante. En Alemania se lucha diferente. Te preparas para diversas situaciones. Allí se encuentran los mejores del mundo. El nivel y el espectáculo son grandes. A veces se combate poco, pero contra rivales peligrosos. Eso ayuda bastante. Incluso ha permitido librarme de ciertas tensiones”.

Lima 2019 resultó una experiencia no del todo positiva. La medalla de bronce supo a poco, tras saberse con calidad para más.

“En los Juegos Panamericanos salí a ganar. Alcancé una presea. No la que deseaba. Ya forma parte del pasado. Fue un aprendizaje necesario. Interioricé lo importante de evolucionar y no rendirse. Estoy enfocado en el presente y el futuro. Se que soy joven y tengo tiempo para mejorar mis resultados. Eso no resta mi ambición por batallar por una medalla olímpica y mundial. La idea es esa, llegar bien lejos”.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu