Vacuna imprescindible para el Clásico: La pasión

Vacuna imprescindible para el Clásico: La pasión

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (8 puntos, 2 votos)
Cargando…

Este martes 24 de enero comenzó diferente para la preselección cubana que se preparara al V Clásico Mundial de Béisbol. Antes de los primeros estiramientos del día y de otra sesión de entrenamiento recibieron el saludo de los trabajadores cubanos a través de un Héroe del Trabajo de la República, quien le habló de pasión para jugar y competir en el evento más importante de béisbol en el mundo, la misma que le pusieron nuestros científicos para crear las vacunas contra la Covid-19.

Un martes diferente para la preselección al Clásico Mundial. Foto: Heriberto González Brito
Un martes diferente para la preselección al Clásico Mundial. Foto: Heriberto González Brito

Yuri Valdés Balbín, joven de 47 años y Director Adjunto del Instituto Finlay de Vacunas, no usó protocolos ni regodeos. De hecho, era la tercera vez que bajaba a la grama del estadio Latinoamericano (las otras dos cuando ganó Industriales) y juró que era la más comprometedora para él, invitado por la Central de Trabajadores de Cuba.

“Transmitirles primero que ustedes deben ser conscientes de lo que representan para todos nosotros. Voy a hablar más que como científico, como ciudadano cubano, como un apasionado del deporte y el béisbol. La primera cosa que tiene que primar para todos nosotros es la Patria, por encima de cualquier cosa. Por eso también hay que agradecerles a todos los peloteros que se nos van a integrar”.

Yuri Valdés junto a Raydel Martínez. Foto: Heriberto González Brito

Acto seguido, hizo la revelación que más a fondo tocó a entrenadores, peloteros y directivos.  “A nosotros el llamado para hacer la vacuna contra la Covid-19 ocurrió un 19 de mayo, día de una significación histórica extraordinaria. El presidente de la República, Miguel Díaz-Canel, se reunió y nos dijo que hacía falta que trabajáramos en una vacuna y que la lográramos. Que no sería la primera, pero para el caso de Cuba tener una vacuna era un tema de soberanía.

“Ya se sabía que las primeras vacunas serían de empresas transnacionales y que no podríamos acceder a ellas. Ese día, reunimos a un grupo de gente, parecido a este grupo, un poco más grande, como una preselección igual, y de ahí seleccionamos a los mejores y les dijimos: hay que ponerse, hay que ser capaces en seis meses de obtener una vacuna. Y lo que había detrás de ello era la vida de la gente, la vida de este pueblo, la vida de Cuba”.

Ante la atenta mirada de todos, Yuri soltó un lanzamiento de 90 millas. “Esa idea se las transmito ahora porque en primer lugar es bueno que entiendan que detrás del resultado que ustedes van a tener en el Clásico Mundial está también la vida de la gente, la vida de este pueblo, la vida de Cuba.

“Quisiera que regresaran con una medalla, pero si no es posible, sí les pido que a este equipo de pelota lo caracterice jugar con mucha pasión. Al equipo que salga, a quienes lo integren, lo único que les pido es que compitan con pasión. Nosotros nos vamos a levantar en la madrugada del 8 de marzo y luego todos los demás días para disfrutar de su juego. Cuba necesita de esa pasión en sus batazos, fildeos y lanzamientos”

En los rostros de quienes lo escucharon había admiración y revelaciones. No todos los días se puede escuchar, fuera de un laboratorio, a un científico, a un salvador de vidas, a un descubridor de vacunas, a un cubano enamorado de su país y del béisbol.

El secretario general de la CTC, Ulises Guilarte de Nacimiento y el director Armando Johnson. Foto: Heriberto González Brito

El secretario general de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), Ulises Guilarte de Nacimiento, agradeció que el mensaje de aliento, a nombre del movimiento sindical, para el equipo de béisbol,  lo hiciera un Héroe del Trabajo, un cubano con méritos propios y extraordinarios, apasionante del béisbol y de la nación que queremos construir.

El director Armando Johnson y los jugadores Raydel Martínez y Luis Vicente Mateo recibieron a nombre de la preselección un pequeño regalo de la CTC y los primeros 20 minutos de  este martes, antes de estirar los músculos y hacer los primeros swings, terminaron con una foto de recuerdo y un mensaje claro. La vacuna imprescindible para el Clásico es la pasión.

El Héroe del Trabajo, Yuri Valdés, les habló como un cubano más. Foto: Heriberto González Brito
El Héroe del Trabajo, Yuri Valdés, les habló como un cubano más. Foto: Heriberto González Brito

Acerca del autor

Máster en Ciencias de la Comunicación. Subdirector Editorial del Periódico Trabajadores desde el 2019. Editor-jefe de la Redacción Deportiva desde 2007. Ha participado en coberturas periodísticas de Juegos Centroamericanos y del Caribe, Juegos Panamericanos, Juegos Olímpicos, Copa Intercontinental de Béisbol, Clásico Mundial de Béisbol, Campeonatos Mundiales de Judo, entre otras. Profesor del Instituto Internacional de Periodismo José Martí, en La Habana, Cuba.

Un comentario en Vacuna imprescindible para el Clásico: La pasión

  1. Extraordinario intercambio que dejó mucha expectativa y experiencia a los deportistas, le tocará a ellos hecharse a Cuba arriba y nosotros feliz Yoel excelente descripción del encuentro. Felicidades a la CTC

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu