De pensiones y jubilaciones

De pensiones y jubilaciones

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (10 puntos, 2 votos)
Cargando…

Benito Rey González, direc­tor de Pensiones del Insti­tuto Nacional de Seguridad Social, responde a la lecto­ra María Cárdenas Yanes, quien expuso sus valoracio­nes sobre la diferencia en la cuantía de las pensiones otorgadas con anterioridad a la Reforma General de Sa­larios y las actuales, especí­ficamente en el sector de la Educación.

cartaConsideramos que los argumentos planteados por el funcionario no solo res­ponde a la lectora en cues­tión, sino también a otras personas que nos han hecho llegar sus preocupaciones en torno al tema de la jubila­ción.

“Desde el inicio de la aplicación de la legislación que implementa el Proceso de Ordenamiento Monetario el aspecto relacionado con la transformación de la dis­tribución de salarios y pen­siones, en lo que se refiere a estas últimas se vienen reci­biendo múltiples y variados criterios, así como propues­tas en lo referido a la esca­la aprobada por la Resolu­ción no. 28 de la Ministra de Trabajo y Seguridad Social, método utilizado en el país para revalorizar estas pres­taciones monetarias.

“Con independencia de las rectificaciones que pue­dan realizarse, donde se valoran los criterios de los beneficiarios y de la pobla­ción en general, resulta ne­cesario tener en cuenta que la seguridad social en nues­tro Modelo Económico es consecuencia del derecho de trabajo.

“En el caso del régimen general que comprende a los asalariados la cuantía de las pensiones depende del salario que se percibe en el momento que se concede y según se ha explicado, los salarios se encontraban dis­torsionados, lo cual impacta en su monto.

“Por otra parte secto­res como la Educación y la Salud han sido estimulados salarialmente, dada la im­portancia de su labor para la sociedad, lo que unido a los cambios más significativos que se introducen en el año 2009, una vez en vigor la Ley 105 de Seguridad Social, al aumentar la edad de jubila­ción y consecuentemente los años de servicios y elimi­nar la degresión salarial, da como resultado montos com­parativamente altos, lo cual en cierta forma se atenuó con los incrementos aproba­dos con anterioridad a la re­forma de pensiones.

“No es posible elevar las pensiones concedidas acor­de a dichos salarios por un problema económico y la irretroactividad de las le­yes. Además, la seguridad social en nuestro Modelo Económico debe contener determinados principios, ta­les como solidaridad social, integridad, equidad y otros que necesariamente tienen que armonizar con el aspec­to económico.

“Así mismo, debe cono­cer que la fuente fundamen­tal de financiamiento de las pensiones es la contribución del empleador, ascendente a un 12,5 por ciento de la nómi­na salarial, la contribución individual del trabajador y de los sujetos protegidos por los regímenes especiales.

“Esta contribución, que forma parte de los ingresos del Presupuesto Nacional no es suficiente para cubrir el gasto de las pensiones, por lo que el Estado asume la dife­rencia, actuando así el apor­te estatal, como una variable que garantiza el equilibrio del sistema.

“Lo anterior no implica que el Estado y el Gobierno revolucionario cubano dejen de reconocer los méritos, el sacrificio, la consagración y la labor desarrollada por los trabajadores del resto de los sectores, que al igual que us­ted lo han dado todo por la Revolución.

“Todo lo contrario, tam­bién se están analizando otras propuestas, cuya apli­cación dependerá de la situa­ción económica del país, ya que no pueden incrementar­se los salarios y las pensio­nes si no se aumenta la pro­ducción de bienes y servicios para satisfacer las necesida­des cada vez más crecientes de la población y evitar la in­flación, que tanto afecta a la economía del país.

“Se respetan y agrade­cen los criterios y propuestas que contribuyan a valorar decisiones en un tema tan sensible y complejo como es la Seguridad Social y que, a su vez, armonicen los intere­ses de las generaciones que con su saber y esfuerzo han participado en la formación de quienes hoy día tienen la responsabilidad de dirigir los destinos del país”.

8 comentarios en De pensiones y jubilaciones

  1. Considero que es imprescindible reevaluar la situación de las jubilaciones aprobada por el ordenamiento, se basaron en un estudio que en la práctica ha estado lejos de la realidad como por ejemplo la inflación diseñada y la real, los precios actuales, etc. Los jubilados antes de 2022 sufren las consecuencias más marcadas así como aquellos reincorporados al trabajo que sólo incrementan un 2 % de su jubilación actual por cada año completo trabajado. Si aportan lo mismo a la seguridad social y ya acumulan muchos años de labor, ¿Por qué no se le recalcula su jubilación acordé a su salario actual como sucede con los jubilados por primera vez después del primero de enero de 2022. Es evidente que los más viejos han sido muy perjudicados por los decretos aprobados con relación al tema. Cuando debería estimularse la reincorporación al trabajo de todo jubilado con fuerza y voluntad para ello, se hace lo contrario, se desestimula con ese pobre % de incremento. Debe tomarse en cuenta que Cuba es un país que envejece y que por la baja natalidad y la emigración creciente de los más jovenes, el índice de trabajadores sobre la población real será un problema muy difícil de resolver en estás condiciones

  2. Los argumentos planteados carecen de solidez y de sensibilidad para los que ya son pensionados y los que se pesionarán, esto resulta inconsebible en una Revolución hecha para todos y por el bien de todos. Peor ocurre con los jubilados reincorporados a los cuales la ley no los beneficia. En el Artículo 18.1.se plantea: Los subsidios y pensiones pueden alcanzar hasta el 90 % del salario promedio del trabajador.Sin embargo se exceptúan de la aplicación del límite establecido en el apartado anterior, a los efectos del incremento de la pensión por edad, los pensionados reincorporados al trabajo, con 45 o más años de servicios, que laboren como mínimo 5 años, consecutivos o no.Resulta incomprensible tal tratamiento debido a que existirán algunos beneficiados pero no representan la mayoría.¿Cuántos años les llevó tejer todo el entramado para el calculo del incremento? Por qué si han aportado a la seguridad social y cumplen como cualquier trabajador no se aplica una sola ley de jubilación? El estado recuperaría monetariamente porque los no favorecidos se acogerían y recibirían sólo una pensión justa, mientras que con todos los entramados realizados los jubilados reincorporados seguirán trabajando y ocupando una plaza debido a lo risible que resulta el famoso incremento. Además debían advertir a los jubilados antes de reincorporarse todas las desventajas que acarrea tal designación.Muy disgustada me siento ante tales desatinos de los letrados, que quien sabe cuántos años llevan rebuscando las maneras de calcular las pensiones y que no tuvieron en cuenta el bienestar de los ancianos, siendo este un país tan envejecido. Jamás pude imaginar tal desatino de nuestros dirigentes hacia los más viejos!Debe revisarse igual que se hizo muy justamente con los jubilados del Minint y las Far.

  3. Los comentarios hechos son atinados pero en el articulo el funcionario se desentiende de los jubilados que cobramos pensiones de miseria, no es justo eso. Tendremos entonces que morirnos pues no se ve solución alguna. Les tengo un ejemplo que he puesto en varia spublicaciones mi hermana se jubilo con 40 años de servicio siendo doctora en ciencias y profesora titular y su jubilacion es de 1628 pesos, menos inclusive que la de lso asistenciados por la seguridad sociales, eso justo pregunto. Ahora alguien con esas mismas cualidades va a ganar de jubilacion cerca de 5000 cup, somos los jubilados anteriores peores personas castigados a ganar menos pregunto. Compañero Benito Rey González, direc­tor de Pensiones del Insti­tuto Nacional de Seguridad Social si no se arregla esta injusticia no se de seguro que pasara pero en otros paises los jubilados salen a la calle a protestar. Un saludo

  4. Poco atinados los argumentos brindados,le recuerdo al funcionario que muchos de los que no llegamos al salario mínimo en nuestra pensión por jubilación, al momento de hacerlo los que ganábamos más de 3mil pesos al año,nos trataron el resto de otra forma como «solidaridad» a los que no llegaban a esa cantidad, y ahora,dónde está la solidaridad con nosotros?

  5. Trabajadores. 19.04.2022. «_pensiones y jubilaciones…»

    Estimado Benito Rey González, direc­tor de Pensiones del Insti­tuto Nacional de Seguridad Social:

    Muchas de las cosas establecidas por ley en nuestro país, todavía con el predominio de lo público sobre lo privado están siendo cambiadas con el común sustento de los trabajadores en activo. También deberían mantenerse a favor de los ya jubilados o en retiro por otras razones.
    Le recuerdo que nues­tro Modelo Económico, incluyendo a sus empleados, desempleados, pensionados y jubilados no están excluido de ese concepto de Revolución de «cambiar todo lo que deba ser cambiado». Así que nuestra recomendación, una vez Usted en posesión de ese sensible cargo administrativo-politico, es que, además de conocerse los derechos de hoy, se mantenga al tanto de los momentos por venir en el decursar ascendente de la espiral al conceptualuzar el trabajo y, la garantía que él representa en la acumulación para el retiro de una generación para otra; y no dar vueltas en el círculo siempre a un mismo nivel.

    Basado en las normas y declaraciones fundamentales de derechos humanos, si bien muchas de ellas aún no constituyen una realidad practicada en el mundo donde las crueldades superan a las mismas normas y declaraciones; nos acogemos a ellas; Primero, ante la necesaria integración universal, pero también porque las apoyamos por ser las que más obligan a los patrones y oligarcas a que los sistemas de explotación de la fuerza laboral, el tiempo y resultado sobre el valor creador del trabajo humano sean lo menos enajenado posible; de hacer estos aportes lo más cercano a la justeza social de los Derechos Humanos, Según su diversidad de interpretaciones y manipulaciones en el mundo, el mismo apoyo aplicamos al Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y de otros textos internacionales como la Carta social europea, el Protocolo de San Salvador, la Carta Africana de Derechos Humanos y de los Pueblos; en textos nacionales como son las Constituciones de numerosos países.
    O sea, que hacemos valer el principio martiano de que las ramas podrán ser universales; pero el tronco deberá crecer con nuestra sabia.

    Estimado Benito Rey González, acepte Usted junto a su argumento nuestras recomendaciones de que en materia de codigos socialistas hay mucho por escribir y cambiar. También en el dominio bajo su atención: la relación de proporcionalidad en las relaciones laborales. Para que estas no se rijan más a la inversa. Comenzar porque en nuestra sociedad la bolsa de desempleo no debe alimentar la generalidad del empleo y de los salarios, debemos siempre aspirar a una mayor justeza humanitaria con la mejora generalizada del bienestar social. Sumar al dinero que recibe un trabajador la parte que en otros sistemas se le ocultaba con fines del enriquecimiento patronal. Cuantías que deben quedar bien transparentadas en proporciones de eficiencia en contratos entre intereses particulares y sociales, entre patronales, ambos empoderados como productores directos unos y, otros en diferentes rangos organizativos, empoderados todos para organizar los procesos de producción. Todas encadenadas unas con otras para incrementar el bienestar general social. Donde todas las contribuciones, tanto las que, en nuestro caso, ascienden 12,5% en nóminas salariales así como otras al presupuesto nacional, provienen de una misma fuente de valores sociales, y del trabajo creador individualizado y colectivizado.

    Gracias.

  6. Son superficiales y poco serios estos argumentos, tanto desde el punto de vista economico como desde el primcipio de la justicia social aplicado por la Revoluciom. Se trsta de un tema muy sencible que requiere y merece una pronta solucion ¿Alguna propuesta?. Tal vez no en la misma cuantia pero la soñucion dada a los jubilados de las FAR y el Minint me parecen adecuadas. Miguel Perez Espinosa.

  7. Pienso en este tema que hay se incremento los salarios y las pensiones .no se corresponde con las subidas de los precios de los articulos de necesidad como el agro.los cqrnicos ej el puerco.el gas balita y se fue por arriba ee la canasta basica convirtiendose en una inflacion al igual q los particulares.es verdad que si no se incrementa la productividad y el VAB no hay produccion y se piense organizar mejor lo q tenemos y ademas las carencias q tenemos no se qrreglara con todos los jovenes y pueblo en general. Debe revisarse la incongruencia salarial en las plantllas y no ouede ser el salario minimo 2100 cup

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu