Un campeón llamado Royalton Hicacos (+ Fotos)

Un campeón llamado Royalton Hicacos (+ Fotos)

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (15 puntos, 3 votos)
Cargando…

Cuando los alemanes Petra Meschke y Mi­chael Kern llegaron a su país su deseo fue re­gresar al principal balneario cubano. Con ra­pidez lo hicieron. Bastó entrar a la página de Facebook del Royalton Hicacos para de nuevo alojarse en el “mejor resort de Varadero. Un lugar maravilloso, de gente encantadora”, re­sumió la pareja.

 

El Royalton Hicacos es el único hotel mixto que posee un alto estímulo como la medalla Jesús Menéndez, colocada en esta bandera de Vanguardia Nacional. Foto: Noryis.

 

“Es genial lo que escriben, sobre todo muy justo”, sostiene el joven cantinero Yosvany Águila Torres, mientras prepara una michela­da en el lobby-bar. “No sé cómo será en otros lugares, pero nosotros trabajamos bien todos los días. Soy feliz por ser de aquí”, se ufana.

 

El joven cantinero Yosvany Águila Torres es feliz de pertenecer al Royalton Hicacos: Foto: Noryis

 

Petra y Michael no son los únicos con tan positiva percepción. La web de viaje germana HolidayCheck refrenda la preferencia de ese mercado por la instalación operada entre Cuba­nacán y la canadiense Blue Diamond. Según el sitio teutón, en el 2022 el 90 % de las más de 360 mil opiniones recomendaron visitar al hotel, vo­tación que le valió otro título en su larga lista de triunfos internacionales.

Clientes de Canadá, Inglaterra y también de este archipiélago lo adoran. El Royalton Hica­cos es sin duda un sitio amado. Los piropos re­cibidos se perpetúan en un palmarés envidiable. En el Ministerio de Turismo (Mintur) muy po­cos pueden presumir de tener la medalla Jesús Menéndez, dos Banderas de Proeza Laboral, el estandarte entregado en ocasión de los 80 años de fundada la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), y ser siete veces Vanguardia Nacional.

“Y aspiramos a la Orden Lázaro Peña de Ter­cer Grado”, dice animado Amaurys Echevarría Ruiz, quien está al frente del buró sindical. “También tenemos expectativas con la propuesta a vanguardia por los resultados del 2021, un año duro por la pandemia. No hay zapatos sin suela, ni turismo sin clientes. Ellos son nuestra materia prima”, alerta.

 

El secretario general de la CTC, Ulises Guilarte, recientemente dialogó con directivos y trabajadores del Royalton Hicacos. Foto: Noryis.

 

A pesar de ser de los privilegiados con buena ocupación hotelera, se quedaron por debajo del plan de ingresos. “Tuvimos, sin embargo, una eficiente gestión económica y utilidades, saldos que esperamos se tengan en cuenta en la emulación, porque el colectivo lo merece”.

Razón no le falta. Factores externos aso­ciados al bloqueo de los Estados Unidos y las consecuencias de la COVID-19 complejizan aquí más que en cualquier región caribeña el ejercicio turístico. Lidiar con esos y otros en­tornos adversos como el encarecimiento de los suministros distingue a hoteles y entidades extrahoteleras, concuerda Víctor Manuel Le­magne Sánchez, secretario general del Sindica­to Nacional de Trabajadores de la Hotelería y el Turismo (SNTHT).

En su relación con esas variables, el Ro­yalton Hicacos brilla y, para suerte del país, no es el único. En cambio Lemagne Sánchez asegura que marca la diferencia por su inte­gralidad en saldos de eficiencia y sindicales, criterio suscrito por María Caridad Rodrí­guez Ortega, secretaria general del SNTHT en el municipio de Cárdenas.

Royalton Hicacos es “guía y paradigma para el resto. Impresionante lo bien que cum­plen cada tarea. Mis respetos”, valoró Ivis Fer­nández Peña, delegada del Mintur en predios matanceros, cuando se supo de su elección como el colectivo más integral en los cinco frentes de lucha contra la COVID-19, iniciativas imple­mentadas en el 2020 como respuesta a la inte­rrupción laboral por la pausa en las operaciones comerciales que impuso el coronavirus.

 

Los espejos de agua figuran entre las principales atracciones del hotel operado por Cubanacán y la cadena internacional Blue Diamond. Foto: Amaurys Echevarría.

 

El 4 de marzo, Día del Trabajador de la Hotelería y el Turismo, en el Royalton Hica­cos se inició la jornada por los 20 años de su entrada en operaciones el 19 de octubre del 2002. En sus casi dos décadas de existencia en el hotel se ha forjado una admirable cultu­ra de óptimo que hacer, de la que se considera heredero Yoanh David Pérez Sánchez -un jo­ven de 32 años del poblado del municipio de Jovellanos Carlos Rojas- subdirector por la parte cubana en el hotel mixto.

El trabajo de diploma de la Licenciatura en Turismo sobre la instalación  y su debut laboral donde mismo hizo las prácticas preprofesionales, crearon un profundo vínculo. “Soy casi criado aquí, como decimos en el campo”,  sonríe.

Cuando algo más de un año atrás fue promovido al cargo,  Yoanh recibía también el desafío de mantener la  óptima reputación del  hotel.  El reto, confiesa,  quizás sea difícil en lo mental, pero no en lo práctico.  “El colectivo me lo ha puesto fácil, se trabaja cómodo con personas como las de aquí. Lo otro es la muy buena preparación de los directivos.  Es mi gran suerte. Así que solo basta orientar… Los trabajadores lo hacen todo”.

 

De derecha a izquierda, Yoanh y Amaurys. Foto: Noryis

 

“Hemos sido afortunados de tener directivos como él”, admite Amauyris, y Yoanh le devuelve el cumplido. “Suerte la nuestra de contar con un sindicato querido, seguido  y respetado  por todos”, reciproca.

Pero el que conoce a Amaurys no me dejará mentir. Él siempre pone como la carta de triunfo de la instalación a los trabajadores, a hombres y mujeres ambles, virtud advertida desde la misma entrada a un hotel ya entradito en años, pero joven en su rendimiento. “No somos perfectos, pero lo apostamos todo a la excelencia”.

 

Fabuloso tramo de playa el de este hotel. Foto: Tomada del facebook de Royalton Hicacos.

 

Cuenta que para este año  tienen en planes efectuar la  cuarta edición de las Olimpiadas de los Servicios, certamen donde se enfrentan varios equipos de las diferentes áreas en eventos deportivos y de competencias profesionales, pruebas en las que espectadores fundamentales son los huéspedes de la instalación hotelera, muchos de los cuales se integran a las actividades recreativas.

“Es un evento creado por nosotros, que luego de celebrarlas, deja un clima muy favorable. Se viven días memorables, de rivalidad,  innovaciones y de tremenda alegría”.

 

El Royalton Hicacos es el hotel donde más donaciones de sangre se realiza en el sector turístico de Matanzas. Foto: Tomada del facebook del Royalton Hicacos.

 

A la hora de hablar de trabajadores destacados en la instalación, Amaurys se queda un ratico callado. Son muchos, dice, y menciona a varios de ellos, entre los que sobresalen  Madelín Afonso y Madelaine, camareras de habitación,  Yulixa Garrido,  de la recepción, el chef Vladimir Carmona,  Amaury Navarro, Migdalia Arce, Yanara Herrera, Yarima Torriente,  Juan  Carlos Encinoso, Bárbara,  la dulcera,  Tatiana,  de recursos humanos y Alexis,  del almacén. Menciona que como departamento el de cocina resultó el mejor del año por los resultados de 2021.

 

En el 2021 el colectivo del Royalton trascendió por sus 219 donaciones de sangre, el apoyo con recursos a instituciones sanitarias y la atención esmerada a la fuerza laboral. Foto: Noryis.

 

¿Con qué sueña Yoanh?  “Con que este siga  siendo un hotel bonito, de los mejores del destino, y que sigan llegando más  clientes”.

Con el costo por peso en 0,51 centavos de 0,58 planificado, elevadas utilidades en enero y febrero, y marzo completamente vendido, el Royalton Hicacos demuestra su clase de  auténtico campeón del turismo cubano.

 

Un comentario en Un campeón llamado Royalton Hicacos (+ Fotos)

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu