Fidel: por siempre en el pecho fiel

Fidel: por siempre en el pecho fiel

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (20 puntos, 5 votos)
Cargando…

«No hubo realmente hecho significativo en el quehacer de la Revolución y su líder histórico que no impresionara la sensibilidad de Nicolás Guillén y que no dejase constancia de ello en su prosa o en su poesía…».

Estas palabras de Nicolás Hernández Guillén, presidente de la Fundación que lleva el nombre del Poeta Nacional, permiten explicar el origen de un libro que se propone, y logra, rendir homenaje al Comandante en Jefe Fidel Castro.

Buenos días Fidel (Ediciones Sensemayá, Colección Fidel entre nosotros, La Habana, 2016, 128 pp) es el título de esa obra, en que aparecen textos de Nicolás Guillén relacionados con la acción y el pensamiento del líder de la Revolución Cubana.

Con selección de la investigadora y ensayista Denia García Ronda, se abre el volumen con el poema «Canta el sinsonte en el Turquino», originalmente publicado en el suplemento del diario Hoy, el 29 de junio de 1960.

Otro poema, titulado «De esta manera», aparecido en la revista Cuba, en octubre de 1968, a propósito de la conmemoración del centenario del inicio de la luchas independentista en la isla, cierra la entrega.

Son varios los poemas que se reproducen en este libro, entre ellos «Fidel», perteneciente a Por el mar de Las Antillas anda un barco de papel, libro para niños publicado en 1977:

Fidel,

el nombre de Cuba lleva

por siempre en el pecho fiel.

Fidel,

fue quien levantó la gleba

hasta el mirto y el laurel.

Fidel,

el que alzó una patria nueva

sin odio, crimen, ni hiel.

Fidel.

 

En Buenos días Fidel aparecen, asimismo, textos en prosa –fundamentalmente artículos de publicaciones periódicas–, que indagan, comentan, reflexionan, sobre momentos del proceso revolucionario liderado por Fidel.

Revelador resulta uno de esos textos, «Una revisión entre otras», incluido el 29 de marzo de 1959 en las páginas del periódico Hoy,  en que el autor analiza un tema de incuestionable trascendencia:

Como se sabe ya por sus afirmaciones públicas, Fidel Castro considera urgente una profunda revisión de la historia de Cuba. Él piensa, con razón, que un proceso revolucionario como el que atravesamos, ha de irse a la raíz de nuestras lacras cívicas y extirparlas, si el mal no tiene remedio. Y si lo tiene, aplicarlo sin contemplaciones, por cruel que ese remedio sea.

(…)

Échase a andar así una política revolucionaria nacional cuyas raíces se  afincan en el humus de la prédica martiana. Una política que no se aplicó nunca por nuestros hombres de mando y gobierno, desde el nacimiento del nuevo Estado, hace sesenta años, hasta nuestros días.

Poeta y periodista, Nicolás Guillén (Camagüey, 1902-La Habana, 1989), galardonado, entre otros reconocimientos, con el Premio Nacional de Literatura, es una voz imprescindible de la lírica cubana e hispanoamericana del siglo XX.

Poemarios como Motivos de son, Sóngoro cosonmgo, El son entero, La paloma de vuelo popular, Tengo, El gran zoo y El diario que a diario, junto a Prosa de prisa –que en cuatro tomos antologan su periodismo–, integran su bibliografía.

Fundador y presiente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, Nicolás Guillén defendió, desde su más temprana juventud, los ideales de justicia, dignidad, libertad y soberanía de la patria amada.

Buenos días Fidel, esta selección de textos, es no solo un homenaje al legendario comandante. Es, también, una enriquecedora mirada, a través del verso y la prosa de Nicolás Guillén, a la propia historia de la Revolución Cubana.

Un comentario en Fidel: por siempre en el pecho fiel

  1. Como perseidas llega tu luz
    Deslumbra y cruza el cielo
    Más allá del infinito
    Serán tus millonarias encendidas
    En tus aniversarios hacia lo eterno
    Pues hoy tú vives y vivirás por siempre.
    Hermosa sorpresa de la madrugada
    Por obra de lo justo iluminan tu camino
    Es hora de romance y solicitar deseos
    El mío. Lo hago público.
    Te quiero aquí de vuelta porque te quiero.
    Lo pido a aquella estrella,
    O a aquella otra o por si más,
    Se cumplen los deseos
    Lo pido a todas ellas, en las perseidas
    En estos tiempos de fe y de esperanza pido
    Demando de tu sabia y tu fuerza
    Lo pido con pasión, ilustra con tu don
    Nuestro camino.
    Aparta los agravios enemigos
    Que hoy pretenden por tu ausencia
    Mancillar tu obra de amor y vida.
    No encuentran formas ni caminos
    Para acallar tu voz. Ni encontraran.
    Tu Fuerzas inspiran a nuevos hombres
    Que hoy ya son continuidad en tu devoción
    De paz y libertad.
    Por siempre presente comandante.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu