53 años de Series Nacionales: un “jonrón” para pensar

53 años de Series Nacionales: un “jonrón” para pensar

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Sin valoración)
Cargando…
Industriales-Matanzas en el Latinoamericano, un plato fuerte para no perderse. Foto: Eddy Martin
Industriales-Matanzas en el Latinoamericano, un plato fuerte para no perderse. Foto: Eddy Martin

Este miércoles 14 de enero en los cuatro estadios donde se estará jugando la temporada cubana de béisbol —y en cada terreno del país— no deberían pasar por alto los 53 años de las series nacionales, creadas en 1962 bajo el nombre de Torneo Nacional de Béisbol Aficionado o Torneo del INDER.

Pudiera ser una buena jornada para homenajear a los peloteros-pioneros de aquel certamen, rodeado de escepticismo en el inicio, —como han reconocido varios dirigentes de esa época—, pues algunos dudaban de que pudiera mantener el mismo nivel de expectación y fidelidad tras 84 campeonatos profesionales.

Nombres de equipos nuevos (Occidentales, Oriente, Azucareros y Habana), mentalidad renovada en el sistema competitivo y compromiso con el espectáculo eran los aspectos más significativos del cambio en una disciplina que aumentó sus títulos regionales, panamericanos y mundiales, con la suma de tres oros olímpicos.

Las series nacionales prendieron, las selecciones competitivas llegaron a una por provincias, una hermana les nació poco tiempo después: las Series Selectivas, y tras 54 ediciones vive hoy el reto de repensar lo que debe ser cambiado sin dejar de ser el evento de más impacto sociocultural del país.

La actual estructura se mantendrá para la próxima edición y solo se avizora un adelanto del comienzo (septiembre); sin embargo, lo más trascendente hoy parece ser cómo armar una lid de calidad en medio de una programación beisbolera mundial en la que decenas de nuestros peloteros deben insertarse poco a poco.

Este 2015, Japón y Canadá son mercados casi seguros a través de contratos con la Federación Cubana de Béisbol, pero en lo adelante, Sudcorea, Taipéi de China, naciones latinas y hasta Estados Unidos pueden abrir las puertas al talento que se desarrolle en las series nacionales.

Asimismo, lo alcanzado en estas más de cinco décadas demuestra que fuimos capaces de tener más de una generación en la que había más de 150 peloteros con calidad, algo que hoy se hace cada día más difícil de sostener por la emigración, la compra burda de talentos desde edades juveniles y un deterioro del estímulo y las motivaciones en los entrenadores de base, por solo citar tres razones de peso.

Lo que hizo grande al béisbol revolucionario —y debemos nombrarlo así porque antes de 1959 hubo pelota y buenos jugadores también— fue la valentía de asumir este deporte con la misma rebeldía y pasión del contexto en que nació, al tiempo que se enraizaba mucho más a la cultura e identidad de la nación cubana. La máxima era el esfuerzo y la entrega sobre el terreno. Y mucho dejaron el alma allí, Chávez, Urbano, Alarcón, Cuevas…

Hoy, cualquier pensamiento de cambio y renovación no podrá olvidar estos preceptos, aunque se impone más rigor y ciencia en los entrenamientos, más integración de los gobiernos locales y de cuantos actores sea necesario en función de aumentar el espectáculo, así como una serie nacional en la que se respire amor por la camiseta, y sobre todo, respeto por una historia maravillosa y dialéctica.

Temprano al Latino

Desde este lunes, el estadio Latinoamericano debe vivir tres buenas concurrencias con el enfrentamiento Industriales-Matanzas, lo cual será la primera presentación de los yumurinos esta temporada en casa de los azules, pues los dominaron en su sede 2-1, durante la ronda clasificatoria. La rivalidad empinada entre ambos conjuntos tiene mucho que ver también con el duelo Vargas-Víctor, mentores con características muy similares desde que eran jugadores.

Otro duelo atractivo será el que sostendrá Pinar del Río- Holguín, tras el repunte de los vueltabajeros en esta segunda fase; mientras Isla de la Juventud intentará cortar en sus predios la racha negativa de seis derrotas frente a los tigres avileños de Roger Machado. Finalmente, Granma recibirá a un Artemisa que puede comprometer cualquier pronóstico.

Acerca del autor

Máster en Ciencias de la Comunicación. Subdirector Editorial del Periódico Trabajadores desde el 2019. Editor-jefe de la Redacción Deportiva desde 2007. Ha participado en coberturas periodísticas de Juegos Centroamericanos y del Caribe, Juegos Panamericanos, Juegos Olímpicos, Copa Intercontinental de Béisbol, Clásico Mundial de Béisbol, Campeonatos Mundiales de Judo, entre otras. Profesor del Instituto Internacional de Periodismo José Martí, en La Habana, Cuba.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu