Sin apagón en la cultura

Sin apagón en la cultura

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (11 puntos, 3 votos)
Cargando…

Durante este  período de aislamiento social para evitar la propagación de la COVID-19, el cual ya se acerca a los tres meses, son innumerables las ideas y proyectos que los creadores de todo el país han puesto en práctica para llegar a los espectadores a   través de la televisión y la cadena de emisoras de la radio nacional, así como mediante el uso de las redes sociales, produciéndose de tal modo un fenómeno sin precedentes de interacción y correspondencia entre estos, lo cual evidencia los valores éticos, espirituales y artísticos de un ejército de artífices generalmente formados a través del sistema nacional de enseñanza y del Movimiento de Aficionados propulsado por las Casas de Cultura.

 

Con la llegada del nuevo coronavirus a Cuba y el consecuente cierre de las instituciones culturales y otros centros en los que se presentan los artistas, algunos escépticos presumieron  que la cultura insular entraría en un impase que conduciría a un estancamiento en la promoción de las diferentes expresiones del arte y, por consiguiente, a una incomunicación total con el público.

Sin embargo, la realidad ha demostrado todo lo contrario, y como expresó el ministro de Cultura, Alpidio Alfonso, esta etapa ha transcurrido “sin apagón en la cultura”.

Importantes eventos previstos para este período se han ajustado a las nuevas condiciones —virtuales— derivadas de las medidas impuestas por  las autoridades sanitarias y el  Ministerio de Cultura (Mincult) para evitar la propagación de la pandemia, acción en la que han sido decisivas la cooperación,  imaginario e interés de muchas entidades culturales, como el  Instituto Cubano de la Música, las casas disqueras encabezadas por su líder,  la Empresa de Grabaciones y Ediciones Musicales (Egrem), el Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT), Artex, el Fondo Cubano de Bienes Culturales, Casa de las Américas, el Instituto Cubano del Libro (ICL), los correspondientes consejos nacionales de Casas de Cultura, Artes Escénicas, Artes Plásticas y Patrimonio, además del Circo, la Uneac, la Asociación Hermanos Saíz  y distintas prestigiosas productoras de videos; amén del Instituto Cubano de la Industria Cinematográfica (Icaic), la Sociedad Cultural José Martí, el Centro de Estudios Martianos y determinadas dependencias del Ministerio del Turismo, como la Empresa Palmares, que tomó la iniciativa de realizar capsulas promocionales publicadas en las redes sociales con el objetivo de mantener vivas las propuestas artísticas que han hecho famosos a varios centros nocturnos de la capital.

Conciertos online, un proyecto múltiple

Entre las proposiciones —una de las primeras— se destacan los conciertos online, un proyecto múltiple que siguió la acción de numerosos creadores de diferentes latitudes, quienes comenzaron a hacer su música vía internet para llevar esperanzadores mensajes a los millones de personas que  permanecen recluidas en sus hogares ante la expansión del nuevo coronavirus. Tal propósito fue  encabezado en Cuba por el popular músico David Blanco a través de las redes sociales, con el  apoyo del Instituto Cubano de la Música, el Mincult —y su canal YouTube— , y el ICRT, con enlace a cien páginas de Facebook, al que  se han sumado varias decenas de prestigiosos artistas y ha sido disfrutado por casi tres millones de personas de unos 40 países, entre los que se destacan los que viven en ciudades como La Habana, Ciudad México y Santiago de Cuba,y en el estado de la Florida, Estados Unidos —con el mayor impacto—.

Por su parte, la Egrem ha establecido un programa de lanzamientos en plataformas digitales para promover semanalmente lo mejor de la música cubana y proporcionar el disfrute de la población en este nuevo contexto de distanciamiento social, vía utilizada también por la Discográfica Bis Music para presentar recientes producciones de su catálogo fonográfico y audiovisual.

Muchos otros eventos relacionados con la música y los espectáculos, previstos para estos meses, no se han suspendido, sino han ocupado espacios dentro de las plataformas digitales, como la IV edición del Festival Jazz al Centro, de Ciego de Ávila; la Fiesta Campesina Reutilio Domínguez Terrero y el Concurso literario Regino E. Botti, ambos en Guantánamo; mientras que las célebres Romerías de Mayo (Festival Mundial de Juventudes Artísticas), en Holguín, extendió su impronta a través de las redes sociales y los medios de comunicación, para sostener la esencia de un encuentro fundado en el año 1993 y que ya se acerca a sus tres décadas de existencia; en tanto los cienfuegueros festejaron, de similar forma, el 201 Aniversario de la Fundación de la ciudad, y los poetas celebraron, con entusiasmo y masividad, el duodécimo Concurso de Glosas Jesús Orta Ruiz, el Indio Naborí.

Quererse de lejos

La Fiesta del Caribe, prevista para inicios del mes de julio en Santiago de Cuba, aunque fue pospuesta para el venidero año, contará con una versión online con homenajes de recordación a las cuatro décadas del festival, que serán transmitidas por los medios de información, tanto locales como de alcance nacional, y por las redes sociales. Según sus organizadores, a diferencia de otras celebraciones, esta no puede realizarse sin la presencia de los hermanos del Caribe y de las agrupaciones de todo el país.

A las presentaciones virtuales de los artistas, la mayoría de ellas grabadas en sus hogares con medios caseros, se han sumado los escritores, quienes acaban de realizar, con total éxito, el Festival Internacional de Poesía, auspiciado por el Centro Cultural Cuba Poesía, cuyos organizadores convocaron a un mitin poético virtual a través del cual más de 40 bardos de una veintena de países le cantaron a la vida en este tiempo de desolación mundial ante los estragos causados a la existencia humana por el nuevo coronavirus. El evento celebró asimismo el Encuentro de Festivales de Poesía de América Latina y Caribe.

Uno de los vídeos más logrados entre los transmitidos por la TVC en estos días, es el que recrea los versos recogidos bajo el título de Quererse de lejos, escritos por poetas integrados al Club del Poste, de Santa Clara, expuestos en un audiovisual dirigido por Inti Herrera y en el que participan como declamadores reconocidos actores del teatro, el cine, la radio y la televisión.

La Casa de las  Américas y el ICL igualmente promueven la literatura nacional e internacional, a través de ofertas que pueden encontrarse en sus respectivos sitios web, como la venta y alquiler  de obras de reconocidos escritores; y muchas otras proposiciones de esas y otras instituciones cubanas.

Es la hora de bajar del escenario

Tal y como expresó la Premio Nacional de Teatro 2017, Fátima Patterson, “es la hora de bajar del escenario para ayudar a tu país…”.  Así ha sido, en medio de la actual emergencia sanitaria, el papel de los artistas e intelectuales, quienes han buscado disímiles maneras para  llevar, a través de internet, sus obras a los numerosos públicos ante el cierre de los espacios culturales.

Entre los programas excepcionales realizados en los últimos días se encuentra, además, la edición virtual de la Primavera Teatral, organizada cada año por los escénicos de Granma, la cual se desarrolló a través de la página en Facebook del Consejo Provincial de las Artes Escénicas y los sitios web de la Dirección Provincial de Cultura y la CNC Televisión granmense. La apertura reunió a colectivos del territorio como Teatro Andante, la Guerrilla de Teatreros, el Guiñol Pequeño Príncipe, Olympia Teatro, el grupo Tiempo y el mago Rey.

Igualmente vale mencionar el Encuentro internacional de la canción para niños Corazón feliz en casa, dedicado al Día Internacional de la Infancia, al cual concurrieron artífices con reconocidos éxitos, encuentro que también fue dedicado a los 90 años del natalicio de la cantautora Teresita Fernández, a los 110 de la escritora Dora Alonso, y a las seis décadas de los Estudios de Animación del Icaic, y al que  se sumaron, desde Argentina, varios grupos y solistas.

Otra de las quimeras expuestas para los niños en tiempos de COVID-19, que ha conquistado palmas del público, es Un minuto con Pelusín del Monte, de Teatro de Las Estaciones, grupo que a   través de diez capítulos trasladó a las redes sociales, didácticos y educativos mensajes del títere nacional creado en el año 1956 por Dora Alonso y Pepe Camejo. Esta emblemática compañía ya anunció su nueva serie titulada Que no se cierre el telón.

Significativa fue la participación de los más pequeños en el concurso nacional de plástica infantil De donde crece la palma 2020, convocado por el Consejo Nacional de Casas de Cultura y que este año coincidió con el aniversario 125 de la caída en combate de nuestro Apóstol, cuya premiación, como tradicionalmente se ha hecho, no fue posible realizar en la galería Benito Granda Parada, de Jiguaní, en Granma, sino que los ganadores recibirán sus respectivos reconocimientos en sus diferentes provincias.

La vida cultural en Cuba mantiene una presencia viva entre nuestra gente

Numerosas son las visitas de los internautas a las páginas de los museos cubanos durante este período en el que han sido cerradas esas instituciones pertenecientes al Consejo Nacional de Patrimonio Cultural, el cual celebró, de esa manera, el Día Internacional de los Museos.  Entre los sitios web más concurridos por infinidad de personas de todo el mundo se encuentra el de Bellas Artes.

Por su parte, el Icaic, en medio de las complejas circunstancias que atraviesa el país producto de la pandemia, anunció la apertura de la primera convocatoria del Fondo de Fomento del Cine Cubano (FFCC), con el objetivo de potenciar el desarrollo de la cinematografía nacional.

De igual forma, se ha mantenido en activo el programa de la enseñanza artística, ya que los alumnos de esos centros reciben sus asignaturas de formación general y académica a través de la programación especializada que transmite el canal Tele Rebelde, a la par que los sitios web del Instituto Superior de Arte (ISA) y del Centro Nacional de Escuelas de Arte, en los cuales se ofrecen guías de estudio, trabajos prácticos y permiten que los profesores den seguimiento a sus estudiantes.

Muchos creadores  decidieron, asimismo, llevar sus obras a los barrios y montañas, mientras que otros se movilizaron hacia faenas productivas agropecuarias o al enfrentamiento de la COVID-19 en distintos centros médico-hospitalarios.

Sería imposible relacionar en tan breve espacio la infinidad de actividades que a lo largo y ancho del país realizan cada día  los artistas cubanos con el fin de “mantener la vitalidad de las instituciones culturales y pasar a la ofensiva en este nuevo escenario, con iniciativas, dándole curso a la imaginación, a la capacidad y disposición participativa”, como expresó el ministro de Cultura Alpidio Alonso, quien insistió en que fueron los artistas los que comenzaron a responder y de inmediato recibieron respaldo institucional. “La vida cultural en Cuba no se ha parado… mantiene una presencia viva entre nuestra gente”, enfatizó.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirectores Editoriales: Alina Martínez Triay y Joel García León
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu