Díaz-Canel: Entregarnos en cuerpo y alma al servicio de la nación (+ Fotos)

Díaz-Canel: Entregarnos en cuerpo y alma al servicio de la nación (+ Fotos)

Por: Alina M. Lotti y Alina Martínez

Pensar como país, pensar Cuba, significa que todos nos entreguemos en cuerpo y alma al servicio de la nación, afirmó el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel Bermúdez en la clausura del Tercer Período Ordinario de Sesiones de la IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Foto: Joaquín Hernández Mena

Al referirse a los resultados económicos dijo que los datos reflejan que  el país avanza, y en este sentido citó un pensamiento de Fidel plasmado en una de sus reflexiones cuando aseguró:  “Nadie se haga la ilusión de que el pueblo de este noble y abnegado país renunciará a la gloria y los derechos, y a la riqueza espiritual que ha ganado con el desarrollo de la educación, la ciencia y la cultura”.

Advierto además —continuó con palabras del Comandante en Jefe— “que somos capaces de producir los alimentos y las riquezas materiales que necesitamos con el esfuerzo y la inteligencia de nuestro pueblo.”

Díaz-Canel subrayó que ninguna política imperial podrá superar nuestra voluntad de ir por más.

Refirió que en los análisis de las comisiones más de una vez se hizo alusión a errores y deficiencias y, entre estas,  mencionó la mentalidad importadora que acomoda y paraliza. Ejemplificó que se producen huevos y el pollo se importa; no había inversión para resolver este problema, pero ya se está acometiendo.

Criticó, igualmente, la pobre gestión exportadora, la limitada inversión extranjera, la falta de visión sobre los aportes de la informatización en la sociedad, y la subestimación del sector estatal en los encadenamientos productivos.

Sobre la situación internacional y el papel de Cuba en lo que calificó “nueva hora de los hornos” creada por la agresividad imperialista, expresó que nuestra política exterior ha continuado expandiendo los vínculos con la mayoría de las naciones del planeta.

Nuestro país goza de respeto y confianza por su contribución a la paz y la limpieza de nuestra conducta, contribuimos a la justicia, a la protección del medio ambiente, al derecho internacional y a la autodeterminación.

Foto: Joaquín Hernández Mena

Hizo mención a nuestro esfuerzo de cooperación, materializado en miles de profesionales que laboran en decenas de países. A ello se suman los jóvenes que aquí se forman y afirmó que somos ejemplo de la cooperación Sur Sur.

Contrastó esta actitud con la conducta arrogante de quienes tienen ahora a su cargo la conducción política de Estados Unidos, que desprecian los instrumentos jurídicos internacionales, y creen que por la vía de la amenaza y el castigo pueden imponer su voluntad. En los casos más graves, apuntó, acuden a la guerra no convencional, a los golpes de Estado y la imposición de cambios de régimen.

Resaltó que el gobierno de Estados Unidos ha declarado la vigencia y aplicación de la infame doctrina Monroe, cuestiona la autodeterminación de los pueblos,  amenaza la soberanía e intimida al resto del mundo.

Dijo que contra Venezuela se ha empleado la violencia, el sabotaje económico, los planes de magnicidio, medidas económicas, robo de activos y reiteró la firme solidaridad de Cuba con la Revolución  Bolivariana y Chavista, con el esfuerzo de ese noble pueblo en defensa de su soberanía y el rechazo de la injerencia extranjera.

Contra Cuba —expresó— Estados Unidos persiste en apelar a medidas de asfixia económica, a la subversión y emprende una feroz campaña para desacreditar a la Revolución, denigrar sus políticas económicas y sociales.

Díaz-Canel comentó las palabras del General de Ejército Raúl Castro cuando aseguró que a pesar de su inmenso poder el imperialismo no posee la capacidad de quebrar la voluntad de un pueblo unido orgulloso de su historia.

El Presidente cubano agregó que en unos días se estará celebrando el aniversario del asalto a los cuarteles Moncada y Carlos Manuel de Céspedes y anunció que hablará en esa conmemoración, en representación de las actuales generaciones.

 

Foto: Joaquín Hernández Mena

Hoy resulta impostergable que cuanto hayamos hecho y hagamos sea defendido por cada uno de nosotros y convocó a aprovechar todas las opciones para hacer avanzar la economía nacional.

Dijo que la Asamblea Nacional debe activar los resortes de nuestra prosperidad, todos cooperar proponiendo soluciones a los problemas, siempre en función de mejorar la calidad de vida del pueblo.

Consideró que los servidores públicos se deben al pueblo y hay que hacer uso de todas las herramientas que nos puedan alertar que algo esté fallando. Llamó la atención sobre aquellos funcionarios que consideran que determinados asuntos no se corresponden con su jerarquía y recalcó que quien tiene a mano la solución de un problema no debe dejarlo en manos de otros.

Hay que recuperar la sensibilidad y ponerla de moda. Consideró que niega el espíritu de la Revolución quien demora un trámite para un subsidio o la propiedad de una tierra para producir. Enfatizó que los servidores públicos, tienen que ser serios y eficaces en la respuesta.

Expresó la convicción de que crecerá la economía,  y la fortaleza espiritual de nuestro pueblo. Y subrayó que toda la felicidad que nos interesa multiplicar se enlaza con la voluntad de hacer nuestro socialismo próspero y sostenible.

 

Foto: Joaquín Hernández Mena

Al valorar los debates realizados en las comisiones, Díaz-Canel evaluó que en todos se advierte un conocimiento más profundo y una mayor comprensión del momento que vivimos y una clara identificación de los asuntos más apremiantes.

Comentó que las 38 actividades que recibieron fiscalización de las comisiones son, precisamente, aquellas en las que se concentran las quejas que afloraron en los estados de opinión de la población y sobre las cuales se decidieron las principales acciones de solución por parte del gobierno.

Sé que ante la magnitud de los obstáculos que generan la burocracia, la insensibilidad, la desidia y otros males, algunos creen que no será posible salir adelante y con cierta dosis de fatalismo, que paraliza y frena el entusiasmo,  afirman que `esto no hay quien lo arregle`

“También conozco la preocupación sincera de quienes consideran que nos exigimos demasiado porque todo el mérito está en nuestra acción personal, que nos ocupamos incluso de tareas que no son de un presidente.

“Me pregunto qué tarea puede no ser de un presidente en Cuba, en una Revolución como la nuestra, cuando nos preceden los ejemplos de Fidel y de Raul. Ya lo dijo José Martí, y lo probaron ellos,  mover un país por pequeño que sea es obra de gigantes y quien no se sienta gigante de amor, o de valor, o de pensamiento, o de paciencia no debe entenderlo.

“En nuestro caso,  ya lo he dicho más de una vez, no solo trabajamos bajo la guía y con el acompañamiento del General de Ejército y la Generación histórica,  también creemos profundamente en la obra colectiva, y nuestro Consejo de Ministros y de Ministras está actuando con la intensidad y la urgencia que nos dicta la vida a partir del intercambio constante con el pueblo, con el oído pegado a la tierra que nos exige Raúl.

“La satisfacción con que clausuramos este período de sesiones nace de la calidad de los debates a los que hemos asistido y es de destacar el salto que se está produciendo en las proyecciones del Órgano Supremo del poder del Estado.

“Vamos entendiendo que cada minuto es crucial para sostener el futuro y escuchamos intervenciones aportadoras, bien preparadas, expresión de un vínculo profundo con las bases y una orientación intencionada de los esfuerzos”.

En otro momento de su intervención, el Presidente cubano aseguró la satisfacción de constatar que el Gobierno y la Asamblea están trabajando en sintonía.

“Juntos nos consagramos hoy a buscar soluciones que nos permitan enfrentar la compleja situación en que nos ha sumido el recrudecimiento del bloqueo, la persecución financiera, la  política criminal de la actual administración estadounidense que en su regreso a la doctrina Monroe persiste en el empeño de borrar del mapa lo que ellos agresivamente catalogan como eje del mal, o sea la Revolución Bolivariana, la Sandinista y la Cubana.

“Lo que ignoran los adversarios es que 60 años de sanciones,  amenazas y agresiones de todo tipo no solo han curtido nuestra resistencia, sino que la resistencia histórica de la Revolución es un libro insustituible de lecciones, la primera de ellas el intercambio vivo y directo con el pueblo, fuente permanente de creatividad y de aliento.

“De la generación histórica, de Fidel y Raúl, aprendimos a desechar el lamento inútil y a concentrarnos en buscar salidas, a convertir los desafíos en oportunidades, y los reveses en victorias.

“En esa escuela nos inspiramos hoy para proponer el análisis integral y crítico de lo que anda mal o no anda, para quebrar el bloqueo interno, y para pedir a todos una actitud proactiva, inteligente, comprometida y colectiva, todo lo cual se ha expresado en esta sesión de la asamblea en la que hemos aprobado tres leyes, dando inicio al intenso ejercicio legislativo que precisa la Constitución para hacerse efectiva”.

Expresó que luego de un amplio proceso de consultas,  en un nuevo ejercicio democrático, que aportó al mejoramiento de los textos de cada una y a las normas jurídicas, ya se cuenta con una nueva Ley Electoral que garantiza jurídicamente los procesos a los diferentes niveles en el país y da respuesta  a las disposiciones transitorias de la nueva Constitución.

Foto: Joaquín Hernández Mena

Mostró satisfacción por la elección de los miembros del Consejo Electoral Nacional. “Eso nos pone en condiciones de elegir en octubre, en la Asamblea Nacional del Poder Popular,  los cargos fundamentales del Estado y, posteriormente, antes de finalizar el año designar a los integrantes del Consejo de Ministros”.

Respecto a la Ley de Símbolos Nacionales, señaló que actualiza la ley vigente sobre la materia y da mayor precisión a sus contenidos; flexibiliza el uso de los símbolos nacionales dentro de un estado de orden y respeto de la legislación, promoviendo un mayor empleo de esos emblemas como expresión de los sentimientos patrios y de veneración a lo que representan: nuestra larga historia de lucha por la libertad de nuestra Patria a la que se agrede constantemente con una guerra simbólica de signo colonial e imperialista.

Agregó que no menos importante es la Ley de Pesca, por cuanto regula el necesario ordenamiento, la administración y control de la actividad pesquera en función de la conservación de los recursos hidrobiológicos en las aguas marítimas, fluviales y lacustres con el fin de contribuir a la soberanía alimentaria de la nación.

Como sabemos y sufrimos —aseveró— en el primer semestre del año la economía cubana se ha desenvuelto en un contexto de restricciones, fundamentalmente de divisas y combustibles, debido al recrudecimiento del bloqueo, la persecución financiera, la aplicación del Título III de la ley Helms-Burton, la prohibición de los viajes de cruceros y otras medidas que afectan fundamentalmente el turismo y la inversión extranjera para asfixiarnos económicamente, provocando mayores carencias que irriten y desmovilicen  a nuestro pueblo.

Explicó que por todo ello en el primer semestre no se alcanzaron los ingresos previstos por exportaciones,  con afectaciones fundamentalmente en el turismo, el níquel, cuyo precio bajó, y la exportación de azúcar.  No obstante,  se han cumplido niveles de producción que resultan esenciales para el país.

Aseguró que para alcanzar el crecimiento planificado en el 2019 se requiere crecer más de los niveles previstos.

En el presente año la economía cubana puede crecer ligeramente gracias a que contamos con potencialidades para resistir y continuar avanzando en nuestro desarrollo, subrayó.

Dijo que el escenario de la economía cubana en el segundo semestre será más complejo. “El mayor decrecimiento estará concentrado en los arribos marítimos por la cancelación de las operaciones de cruceros, lo cual impacta al mercado de los Estados Unidos, principalmente”.

Se refirió a la necesidad de no incrementar el endeudamiento externo y afirmó que el resultado alcanzado se debe al control que se ejerce en el plan sobre el endeudamiento externo del país, a partir de la premisa de no asumir más deudas de las que se pueden pagar.

Resaltó que ese contexto, adquiere mayor importancia el ahorro y el control, y manifestó que a pesar de las restricciones con el combustible se ha respaldado la generación de energía eléctrica y se trabaja para garantizar esta durante el verano.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu