Desventuras de caminantes

Desventuras de caminantes

La edición digital del periódico Trabajadores publicó hace poco más de una semana la reflexión del periodista Arsenio Rodríguez Pérez, Año nuevo con problema viejo, sobre los peligros que corren los migrantes y causas que los impulsan a transitar hacia lo desconocido, incluidos menores de edad que a veces viajan solos.

Un lector pidió se retirara la imagen que identificaba el escrito, del niño sirio de 3 años Aylan Kurdi, encontrado muerto por ahogamiento en una playa de Turquía en el año 2015. Medito sobre los posibles motivos que impulsaron a sus mayores a transitar de esa manera tan arriesgada, pudiera ser la guerra que potencias extranjeras impusieron a Siria. Muchos migrantes huyen buscando la paz, tratando de salvar a sus hijos, la guerra es el infierno.

A mí también me impactó la imagen de aquel inocente, no la he podido olvidar. Quisiera que todos los niños del mundo nacieran para ser felices, como dijo José Martí, y estoy segura que se logrará aunque todavía falte mucho tiempo para ello.

Foto: Tomada de El Heraldo

Mientras existan niños que corran una suerte igual o parecida hay que decirlo, y hay que recordar ese cuadro aunque duela, no podemos olvidar. Callar o cerrar los ojos significaría convertirnos en cómplices al no denunciar la injusticia y no explicar las causas que motivan los grandes éxodos de personas que estamos observando en los últimos tiempos.

Durante la historia de la humanidad han existido desplazamientos en busca de mejores asentamientos, pero oleadas actuales que se mueven en frágiles embarcaciones a través del mar Mediterráneo, que atraviesan por México de cualquier forma, los miles que se desplazan internamente en Colombia son originadas por injusticias sociales y aprovechadas por inescrupulosos.

No podemos conformarnos pensando que en nuestras manos no esté la solución inmediata de un problema. El niño Elián González no hubiera regresado a Cuba si millones de cubanos no se movilizan. Lo que sucedió con aquel infante sirio desbarató gran parte de la vida de las personas que más lo amaban. Lo menos que se puede hacer es decirlo y contribuir a pensar.

En las últimas horas se habla de la desaparición de 114 personas, en el mismo mar que se ha convertido en cementerio, procedían de Nigeria, Gambia, Costa de Marfil, Camerún y Sudán; es probable que huyeran de bandas armadas o de la falta de recursos elementales para vivir, esperanzados en que gobiernos europeos los acogerían.

El 15 de enero reportó la Agencia AVN un nuevo éxodo de migrantes con muchos menores de edad desde Honduras rumbo a Estados Unidos. Buscan mejores condiciones de vida. El país centroamericano es considerado entre los más violentos a nivel mundial y la pobreza alcanza al 60 % de la población. La inmensa mayoría no llegará al destino soñado, los que lo alcancen corren el riesgo de ser separados de sus hijos, una política parecida a la Operación Peter Pan aplicada por la administración estadounidense contra Cuba luego del triunfo revolucionario de 1959.

En el año 2015, la Doctora en Ciencias Históricas Rebeca Oroza Busutil, del Centro de Estudios de Migraciones Internacionales, afirmaba a Trabajadores que la crisis migratoria en el Mediterráneo era culpa de Europa, a partir de su responsabilidad histórica con las causas que propician graves problemas estructurales y sociales que padecen los países del sur, resultado de siglos de explotación por parte de potencias occidentales.

“Su política migratoria tiene como verdaderos objetivos impedir la entrada en su territorio de aquellas personas que lo intentan por medios irregulares. Se puede afirmar que la Unión Europea ha sido incapaz de implementar una política común coherente que tribute a una inmigración legal (…) se presenta a sí misma como víctima de amenazas para su seguridad”, expresó la investigadora.

El presidente Donald Trump tiene más de 2 mil soldados a lo largo de la frontera con México para impedir el paso de migrantes centroamericanos. Mientras, en Colombia aumentan los crímenes contra líderes sociales, política que favorece a grandes trasnacionales, entre otros.

El 21 de enero la organización defensora de derechos humanos Human Rights Watch declaró en su informe que las autoridades europeas contribuyen a la infracción de los derechos humanos al ayudar a las guardias costeras libias a interceptar las pateras de migrantes para reducir el flujo migratorio al territorio europeo, publicó Sputniknews.

Nueva caravana de migrantes hondureños. Foto: Reuters.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu