Educación: Voluntad política se impone al bloqueo

Educación: Voluntad política se impone al bloqueo

El bloqueo de los Estados Unidos afecta en Cuba un derecho universal como lo es la garantía de una educación gratuita y de calidad, según afirmó hoy el Doctor en Ciencias Paul Torres Fernández.

Foto: Alina M. Lotti
Foto: Alina M. Lotti

El vocero oficial del Ministerio de Educación (MINED) aseguró que al margen de ello, esta nación dedica el 23 % del presupuesto del Estado a tal actividad y el 6 % de su Producto Interno Bruto (PIB).

Resaltó que los servicios educacionales llegan por igual a todas las zonas del país, desde las ciudades hasta los lugares más apartados, “y por ser tan universal esa cantidad notable de recursos no son suficientes”.

Al presentar de manera detallada el informe sobre las afectaciones del bloqueo al sistema educacional cubano (desde abril del 2017 a abril del presente año), expresó que esta injusta política estadounidense se manifiesta mediante los ingresos dejados de percibir por exportaciones de bienes y servicios; las pérdidas por reubicación geográfica del comercio; los obstáculos a los programas de intercambio académico, y las afectaciones al ejercicio de los derechos y servicios, monetario-financieras y por el bloqueo tecnológico.

En relación con los ingresos dejados de percibir por exportaciones de bienes y servicios, señaló que, a pesar del restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre ambos países, los Estados Unidos no han emprendido acciones de esa naturaleza, que permitirían además una retroalimentación entre los sistemas educativos de ambas naciones.

En cuanto a las pérdidas por reubicación del comercio, explicó que los créditos financieros relativamente ventajosos y las importaciones desde la República Popular China ocasionan, no obstante, pagos de tarifas abultadas por concepto de flete.

Puso el ejemplo de los contenedores de 20 pies que se cotizan desde China a tres mil 200 dólares como promedio, mientras que desde los Estados Unidos sería mil 300.

Hay que tener en cuenta que debido a la inestabilidad de la economía mundial, los costos de los productos se han incrementado entre un 10% y un 30%, enfatizó.

Esta injusta e ilegal política trae como consecuencia que los servicios de educación gratuita e inclusiva en Cuba estén afectados por notables carencias, las que se manifiestan en todos los tipos y niveles de enseñanza.

En la Primera Infancia (dedicada a la atención de los niños de 0 a 6 años), una de las principales limitaciones es el mantenimiento de los círculos infantiles, lo cual ha generado la acumulación de problemas constructivos y ha provocado que en este período no se hayan podido ofertar cinco mil 196 plazas a madres trabajadoras.

Existen 44 círculos infantiles con cierre total y 46 con cierres parciales, y no se ha podido completar la entrega de módulos de medios didácticos y juguetes. De mil 120 centros educativos solo lo han podido recibir 194, en esta etapa.


La Educación Especial necesita una amplia gama de recursos para la corrección y compensación de los procesos afectados cuya adquisición se ha visto seriamente afectada, tal es el caso de las sillas de rueda eléctricas para niños con distrofia muscular progresiva, las prótesis para niños con agenesia de miembros, así como mobiliario y aditamentos específicos para las computadoras.

En la Educación Primaria los problemas fundamentales están relacionados con la adquisición, sustitución o reparación de medios imprescindibles para el proceso docente-educativo; la compra de los módulos para la enseñanza práctica en Ciencias Naturales; y la insuficiente disponibilidad técnica de computadoras.

Dos mil 148 escuelas (de un total de seis mil 924 en este nivel de enseñanza) tienen una sola computadora funcionando.

La gran mayoría de las instituciones de secundaria básica no cuentan con gimnasios y medios deportivos especializados, así como suficientes módulos de Educación Laboral y mapas murales para Historia y Geografía, y sustancias y reactivos para laboratorios de Física, Química y Biología.

En los preuniversitarios la situación es bastante similar, pues resultan escasas las computadoras y los recursos y reactivos para los laboratorios de Física, Química y Biología.

En este nivel de enseñanza se afecta la superación de funcionarios y docentes, dadas las marcadas limitaciones con el acceso a cursos online y a bibliografía en línea, y la participación de estudiantes y docentes en las olimpiadas internacionales.

La Educación Técnica y Profesional no escapa a las consecuencias del bloqueo, de ahí la insuficiente renovación de herramientas y maquinarias y un equipamiento obsoleto, especialmente en la especialidad de Mecánica.

De las 88 escuelas de idiomas existentes en el país, solo 8 cuentan con laboratorios; está seriamente afectado el acceso a internet, existen limitaciones para adquirir libros de textos actualizados sobre materiales audiovisuales e informativos, estas son algunas de las realidades más perentorias en la Educación de Jóvenes y Adultos.

Sobre las afectaciones monetario-financieras, el vocero del MINED refirió la imposibilidad de utilizar dólares estadounidenses en el comercio exterior cubano, lo cual afecta los servicios profesionales de este Organismo de la Administración Central del Estado.

En algunos países el enrutamiento del dinero se realiza por vías alternativas y no por mecanismos financieros seguros, y en los convenios y contratos que se firman para la colaboración internacional, hay que solicitar los pagos en euros o dólares canadienses, con las correspondientes pérdidas por conversión.

El bloqueo tecnológico también está presente y se manifiesta de disímiles maneras. Por ejemplo, el ancho de banda disponible restringe sensiblemente el acceso a Internet de los docentes y estudiantes; afecta el sistema nacional de bibliotecas escolares y centros de documentación pedagógica.

Además, las TIC como soporte para la labor educativa se han visto constantemente afectadas por no tener la posibilidad de acceder a herramientas informáticas, como flash, toolbook, mediator, y otras indispensables para la producción de multimedias educativas.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu