Cienfuegos: Por una economía menos lenta

Cienfuegos: Por una economía menos lenta

Todo lo que se ejecute para disminuir los inventarios de productos ociosos o de lento movimiento resulta valioso. Como se ha reiterado, ese es un lastre económico de notable magnitud en Cuba.

Una de las carpas de la feria cienfueguera. Foto: Barreras Ferrán

De hecho, uno de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución plantea: “Ejercer un efectivo control sobre la gestión de compras y de inventarios, para minimizar la inmovilización de recursos y las pérdidas en la economía”.

Son miles y miles de pesos los que “duermen el sueño eterno” en los almacenes de la mayoría de las entidades y poca ─bastante poca─ la gestión para afrontar el problema y lograr menos lentitud y ociosidad. También faltan iniciativas e ideas que favorezcan la gestión, al igual que análisis concienzudos al respecto en los consejos de dirección y asambleas generales de trabajadores y afiliados, estas últimas organizadas y conducidas por las secciones sindicales.

Por eso se miró con buenos ojos la realización en Cienfuegos de la cuarta Feria Comercial de Productos Ociosos y de Lento Movimiento, la cual aglutinó a más de 30 empresas importantes de esa provincia, con el propósito de mostrar lo existente y vender lo que a otras entidades y a la población le fuera de utilidad.

El resultado siempre asombra. Así lo reconoció Rafael Cabrera, especialista del sector comercial cienfueguero, quien acumula una vasta experiencia.

Explicó que se montaron en la céntrica zona de la Calzada de Dolores (Avenida 64) 11 carpas, en las cuales los interesados encontraron durante cuatro jornadas continuas, piezas y accesorios para medios de transporte y diversidad de tornillos y conexiones hidrosanitarias y eléctricas, entre otros muchos productos que permanecían anteriormente en los almacenes.

Además de la solución real y práctica que significa la Feria, permite también ingresar un monto financiero nada despreciable y por tanto, sanear en alguna medida la economía aletargada.

Está claro que esa acción no soluciona de manera definitiva el problema, pero es un empujón valioso y necesario.

Consideró el especialista que resultaría útil el establecimiento de un recinto ferial permanente, una mayor comunicación entre las entidades y el fortalecimiento de la estructura actual que se ocupa de coordinar la gestión para disminuir los inventarios de ese tipo, la cual ha sufrido a través del tiempo demasiados cambios.

 

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu