Trabajadores

Cuba cuenta ya con cirujanos capaces de adecuar genitales a transexuales

Médicos cubanos comenzaron desde el pasado año a asumir las cirugías de adecuación genital para personas transexuales que hasta el momento se han realizado con asesoría extranjera, según trascendió en el VI Coloquio Transidentidades, género y cultura, efectuado durante el 8vo Congreso de Educación, Orientación y Terapia Sexual que sesiona en el Palacio de Convenciones de La Habana.

Las experiencias de trabajo de la Red de personas trans, parejas y familias, Transcuba, fueron expuestas por sus protagonistas en uno de los paneles del congreso. Foto: Francisco Rodríguez

El doctor Maurice Padrón Rodríguez expuso las experiencias del proceso de intervenciones quirúrgicas a personas transexuales en el Hospital Universitario Clínico Quirúrgico Comandante Manuel Piti Fajardo Rivero, en La Habana, donde un equipo médico recibe entrenamiento desde hace varios años por parte de especialistas españoles.

Con anterioridad médicos belgas también colaboraron en la realización de estas cirugías, las cuales desde el 2007 y hasta la fecha beneficiaron a 39 personas transexuales con un proceder que hace corresponder el aspecto externo de los genitales con su identidad de género.

Padrón Rodríguez explicó las características, complejidades y requisitos para realizar este tipo de intervenciones denominadas vaginoplastias con piel evertida del pene —de varón a mujer— o faloplastia —de hembra a hombre—, las cuales tienen que ser precedidas por una rigurosa evaluación de la Comisión nacional de atención integral a personas transexuales.

Contar con más de 18 años, un diagnóstico médico de disforia de género, una asunción permanente por más de un año de la identidad de género con que la persona se identifica y un estricto procedimiento de consentimiento informado, son algunos de los pasos que enumeró el cirujano.

En estos momentos se culmina la revisión en detalle de los protocolos médicos para realizar este tipo de cirugía, cuyo primer caso en Cuba ocurrió en 1987, pero por incomprensiones sociales se detuvo su práctica hasta dos décadas después, cuando se retomaron bajo el amparo de una resolución del Ministerio de Salud Pública.

En el panel también sobresalió un estudio sobre la calidad de vida de mujeres trans cubanas que son atendidas por la citada Comisión nacional, realizado por la M.Sc Elvia de Dios Blanco, el cual evidenció un vínculo muy estrecho entre la integración social de estas personas mediante el estudio y el trabajo con su grado de satisfacción como individuos.

Como parte del coloquio también hubo un panel sobre el activismo trans en Cuba, donde sus protagonistas presentaron las experiencias de trabajo de la Red de personas trans, parejas y familias, Transcuba.

Este viernes, el 8vo Congreso de Educación, Orientación y Terapia Sexual propone además un simposio con miradas a las transidentidades y la presentación del libro La integración social de las personas transexuales en Cuba, de la Dra.C Mariela Castro Espín, directora del Centro Nacional de Educación Sexual y presidenta del evento.

Con la participación de más de 200 especialistas de una veintena de países, la cita científica y académica incluye también en su última sesión de trabajo simposios sobre prevención y atención a la violencia de género; sexualidad, fecundidad y familia; educación integral de la sexualidad; pubertad, adolescencia y juventud; y derechos sexuales y reproductivos.