¿Magia? No, robo

¿Magia? No, robo

Uno de los datos más reveladores que escuché en la todavía reciente sesión extraordinaria de nuestro Parlamento lo ofreció el viceministro primero de Economía y Planificación, René Hernández Castellanos, ante la Comisión de Asuntos Económicos.

robo

De acuerdo con el alto funcionario, el promedio de venta de combustible por vehículo privado con licencia de transportación solo alcanzó 0,483 litros diarios hasta abril del 2018 en toda Cuba.

Dicho de otro modo, todos esos carros particulares repletos de pasaje que vemos recorrer las calles durante el día y la noche, lo hacen solamente con poco menos de medio litro de combustible por cada jornada…

¿Magia? ¿Acaso hemos descubierto en nuestro país los motores de combustión interna más eficientes del universo? Me temo que no, lamentablemente.

Esa ridícula facturación por los casi 16 mil vehículos con licencia de transportación masiva indica, claramente, que hay desvío y robo de combustible de otros orígenes que va a parar a los tanques de los porteadores privados.

Y ya sabemos qué entidades son las que manejan la mayor cantidad de portadores energéticos en nuestro país: las que nos pertenecen a toda la ciudadanía, representada por el Estado, y operadas y administradas por trabajadores y directivos, que nos deben, a toda la población, explicaciones.

Todavía, definitivamente, el control de combustible en el sector estatal de la economía es una asignatura pendiente. La absurda cantidad de menos de medio litro diario con que trabajan los transportistas particulares lo está diciendo a gritos.

Pero ojo, no quiere decir esto que sean los poseedores de esos vehículos los únicos ni los mayores responsables de este manejo ilícito, ni que la solución del problema sea emprenderla contra la actividad que ellos realizan.

Ya sabemos que a veces caemos en la tentación de botar el sofá, en lugar de resolver la cuestión del adulterio. Las acciones tienen que ir hacia el cierre del grifo del combustible estatal para realizar labores en función del lucro individual.

Es en los organismos, empresas y otras instituciones donde hay que revisar muy bien el empleo del combustible y los destinos que toma. Todo el combustible, el de todos los vehículos, sea cual sea la responsabilidad de quien lo tenga asignado para su utilización. Y este énfasis casi redundante, no lo hago por gusto.

Solo cuando ese suministro subterráneo cese, los transportistas particulares tendrán que ir al servicentro a comprar y echar petróleo o gasolina en sus tanques.

Que nadie se crea ese cuento de choferes prestidigitadores con autos milagrosos que pueden recorrer kilómetros y kilómetros con la compra promedio en el país de 0,483 litros —menos de medio litro— de combustible al día. ¿Magia? No, robo.

24 comentarios en ¿Magia? No, robo

  1. Sin contar los que aran y chapean con tractores,equipos y combustible estatal en fincas particulares(y tiran agua ala población)¿as visto alguno en el Cupet?

  2. Si el comentario cumple los requisitos y no se publica, no te dicen porque? debo inferir que es lo que no quieren oír aunque sea verdad.¿
    Desde ayer exprese mi criterio referente a la golosina y petroleo de los carros privados,,,,? y me quede en esa¿

  3. Veo la foto y que horrible nuestras ciudades con toda esa cacharreria ruidosa, contaminante y expoliadora de nuestras finanzas, lo primero que debe hacerse es prohibirles circular en La habana y sus carreteras, despues poco a poco en el resto del pais hasta que desaparezcan en un rastro de metales para siempre junto a carretones tirados por animales.

  4. Es evidente que hay que solucionar este problema, pero por que el estado no adopta la medida, a partir de los inspectores estatales con que dispone,de solicitar durante el recorrido de cualquier vehiculo el chip que justifica el haber habilitado el carro con antelación. Pero hay que tener en cuenta que al precio actual de 1 cuc por litro de diesel. Cuando constaria habilitar un transporte Santiago la Habana y ha cuanto se disparía el precio del pasaje. Es una idea loca, pero digna de analizar, ya que los controles documentales que estan establecido no resuelven el problema.

  5. Francisco, ese comentario suyo, aparentemente atinado, NO descubre absolutamente nada, pues este cuento es mas largo que el de la buena pipa. Si, no lo dudamos de que existan entidades “sucursales”, de CUPET, desde donde se extraigan cantidades significativa de este importate combustible (gasolina o petroleo).
    Pero, ¿tambiem creeremos, de que el combustible, con el que ruedan los carros particulares, se debe al sustento de estas entidades que lo tienen en demacia?. Hagamos la cuenta inversa y revisen,los que hicieron la contabilidad inicial de los 0.483 l, diarios, si sumando los litros que consumen a diario el trasporte particular, hay alguna entidad o varias que resisan mantener ese sumimistro ¿…?. Por lo que en mi modesto analisis, vemos algo ridiculo que se siga analizando el tema desde ese punto de vista.
    Pero, personalmente aprecio el desgaste que tenemos tratando de cazar a los expendedores clandestino y como lo digo Diaz-Canel en el reciente analisis de esta insistente situación, que someteria a un posterior analisis lo del robo de combustible, pues era evidente que las medidas toamadas hasta la fecha, NO habian dado resultado.
    Eliminemos al drogadisto y se acabaran las drogas (parodia). Humildemente somos del criterio aunados a mucho, que antes de recurrir al constante apreton con el exiguo combustible que se le entrega a las entidades, de las que la mayoria de los casos, lo necesitan para su gestión; no se haces una puntual redadas sin aspavientos o exageraciones eventuales como les gusta a mucho cubanos y sin que se detenga el servicio (o sea, suspender el servicio, retirar licencias y otras que puedan aparecer), porque necesario es para los que a pie andamos; se les solicita el comprobante de la compra del combustible, a cada transportista particular y se les comienza a multar. Mantener este necesario acediohasta, hasta que entiendan que será mejor comprar el combustible, pues les resultará mas barato. Esa es su trabajo bien remunerado, que no lo abandonaran, por si existe el miedo al caos en la transportación.
    Con esta acción, las “sucursales” iran a la quiebra y la gestión estatal ira mejor, pues ademas los controles estatales, deben continuar.

  6. Y que hacen las autoridades competentes para resolver esta situacion, ¿Para que queremos inspectores si no son capases de detectar esas violaciones?, y los Jefes de las entidades de donde se saca ese combustible como lo justifican, Cubanos, Cuba es nuestra, si no actuamos con transparencia no se resolveran los problemas, esto es un problema de todos.

  7. Compañero Francisco Rodríguez Cruz.

    El que suscribe estas líneas, es un abogado y Militante Cubano, que vio, analizo y estudio detenidamente, cada una de las intervenciones que se efectuaron en la recientemente concluida sesión constitutiva de nuestro parlamento. Hoy al leer nuestra prensa TRABAJADORES, veo su articulo, el que bajo el titulo, Magia? No, Robo, publicado en la edición del día de ayer, pone al descubierto un secreto a voces, que hace años lastra la economía de nuestro país.
    Me he dedicado por mas de 11 años a asesorar legalmente a entidades del sector del transporte en mi provincia, por lo que lo que le voy a trasmitir no es una opinión sin fundamentos. Desde finales de la década de los 80 del pasado siglo, años en los cuales el estado le asignaba una cuota de combustible a los propietarios de vehículos particulares, ante las carencias que todos conocemos que trajo aparejado el periodo especial, esta asignación desapareció de la noche a la mañana, sin embargo el parque automotor del sector particular nunca ha dejado de circular por nuestras calles, moviendo cargas y personas las 24 horas del día de un extremo a otro de nuestro país. Con que combustible se han movido estos equipos, obvio, con el combustible que personas inescrupulosas han desviado mes por mes del sector Empresarial. Según datos estimados, entre un 15 y un 20 % del combustible que hoy el estado asigna al sector Empresarial Cubano es desviado y vendido a los propietarios del sector particular en todas las provincias del país, las cifras son claras, según su propio material y cito, solo se han vendido 0.483 Litros diarios hasta Abril del presente año. Con todo el respeto que merece el Viceministro que aporto el dato, acaso es un secreto lo que esta ocurriendo con este tema en nuestro país, esta descubriendo algo nuevo. NO, este es un tema recurrente, que ha sido analizado reiteradamente en diferentes momentos por diferentes autoridades, Fidel, Raúl, nuestra Controladora General, ectera. Mi preocupación estriba en el hecho que este es un asunto que sabemos existe hace años, esta claramente identificado, se ataca el desvió del combustible, pero entiendo que esa no es la solución que acabara con el ROBO de combustible en nuestro país. Hoy día repito entre el 15 y el 20 % del combustible del estado va a parar al mercado negro. No seria una solución destinar ese mismo porciento y asignárselo al sector Particular a un precio diferenciado contra transportaciones a efectuar por estos. Se eliminaría una Ilegalidad, se resolvería un problema y el estado recaudaría un dinero por la venta de este combustible, que hoy esta parando en los bolsillos de personas Inescrupulosas.
    Debo señalar que soy de los cubanos de a pie, de los que día a día toman las calles para llegar al trabajo y veo el flujo de diferentes tipos de vehículos particulares, quemando ese combustible que usted mismo señala proviene del ROBO efectuado al estado.
    Acaso se paralizaría el sector estatal si se tomara la decisión de destinar el 15 % del combustible que hoy se le esta asignando, para vendérselo al sector particular, creo que no ocurriría ninguna debacle, la prueba esta hay latente a lo largo de 30 años en que ese mismo porciento le ha sido ROBADO y la economía continua funcionando. Pura matemática amigo mío, solo hace falta que algún Funcionario de nuestro estado despierte y descubra esta ecuación.
    Le pido disculpas por la extensión de mis razonamientos, pero es un tema que me ha llamado la atención por mucho tiempo.

    Lic. Yosvany Ricardo Velázquez Paneque.
    Asesor Jurídico.

  8. Para nadie es un secreto que el 99.9 por ciento de los vehículos de transporte particulares circulan con combustible del.mercado negro lo que hay que preguntarse el porque y de hay sacar las conclusiones porque seguro estoy que el.que escribe el artículo seguro estoy que conoce mejor que yo la economía del país y no decir que los recursos son de todos ya que los que tienen estos en grandes cantidades no son los ciudadanos de a pie.Con esto termino espero que sea leído por el.que escribió el artículo.Mis Que quede claro que soy Fidelista hasta la muerte que a nuestra tierra le hacen falta muchos como el que Dios lo tenga en la gloria.Saludos desde Canarias.

  9. Francisco Rodríguez_ : Me disculpa por mis consideraciones, todos sabemos desde hace mucho tiempo que los poseedores de vehículos estatales venden parte de la gasolina, y el petroleo, eso no puede ser noticia, eso es viejo y es decepcionante que esto sea noticia y quienes deben ver y atenuar estos hechos no adopten medidas.En esta operación sirve de trampolín los cupet y es un secreto entre todos.

  10. Periodista lo felicito por su lenguaje claro, lo expuesto va a la cuenta de las veces que se ha tratado este tema que por mucho tiempo ha ido a saco roto, se comienza a coser el fondo pero no se termina la labor, ¿por qué? expondré algunos causas según mi criterio,pueden ser muchos mas,los cubanos somos pródigos y elocuentes para calificar ,con razón o sin ella;se nos ha enseñado que somo dueños de todo lo que administra el estado, pero hay una gran realidad”lo que es de todos no es de nadie”, pero si hay una persona que el estado ha confiado plenamente en ellos, los directores administradores y todos aquellos que ostentan la máxima responsabilidad de velar por los recursos del estado.No hay que ser mago ni adivino para conocer que si la figura principal no hace lo que le corresponde”los ratones se llevan el queso delante de la nariz del gato”,voy a sumar a lo anterior a inspectores auditores que deben alertar y comunicar a jefe las incidencias del “ROBO”,no voy a decir mucho mas,es necesario hacer como en lo primeros años “sacudir la mata para que se caigan la frutas podridas”. Aclaro no todos los que ostentan responsabilidades son iguales, tenemos dirigentes que saben que y como hacer.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu