Asamblea de afiliados: participar por derecho propio

Asamblea de afiliados: participar por derecho propio

Para la profesora Juana María Borrego, de la Universidad Pedagógica Enrique José Varona, la asamblea de afiliados reviste total importancia para el trabajo político e ideológico. Foto: Agustín Borrego Torres
Para la profesora Juana María Borrego, de la Universidad Pedagógica Enrique José Varona, la asamblea de afiliados reviste total importancia para el trabajo político e ideológico. Foto: Agustín Borrego Torres

Las asamblea de afiliados y de trabajadores serán siempre una herramienta útil en el quehacer sindical por constituir el escenario para la participación directa del colectivo en el análisis de vitales  asuntos  como  el plan de la economía, las  formas de pago, el presupuesto de gastos y condiciones laborales, entre otros, así como el chequeo de acuerdos y  la toma de decisiones.

La esencia de este planteamiento expresado en el informe a la Conferencia  Municipal XXI Congreso de la CTC, en Marianao, estuvo en el consenso de sus delegados quienes además coincidieron  en prestar la máxima atención a la preparación y calidad de las mismas.

Para  la profesora Juana María Borrego, de la Universidad Pedagógica Enrique José Varona,   la asamblea de afiliados reviste total importancia  como momento idóneo para el trabajo político  e ideológico, además de debatir sobre la eficiencia y  estimular oportunamente a los destacados.

Es determinante –añadió- que el informe  a la reunión no refleje datos fríos, sino elementos que propicien el debate.

Ulises Guilarte De Nacimiento, miembro del Buró Político del Partido y  secretario general de la CTC en el país,  subrayó que  la asamblea de afiliados no es un acto formal;  tiene que tener pasos previos de coordinación para asegurar su efectividad.

La formalidad  -enfatizó- la hacen quienes conducen mal ese proceso. Todavía hay dirigentes sindicales que desaprovechan ese espacio y al mismo tiempo muchas administraciones  minimizan el valor de esas reuniones que constituyen un insustituible instante  de intercambio  con los trabajadores, comentó.

Varias intervenciones abordaron el papel del sindicato en los consejos de dirección. No podemos dejar de participar,  apuntó  Bárbara Infante, secretaria general del buró sindical en la Cujae,  y destacó que nos corresponde conocer qué asuntos van a abordarse y tener nuestros criterios.

José Gual Guerra, subdirector  administrativo de la sucursal Cubacar  Havana, intervino como invitado a la Conferencia. Planteó que aun no han recibido respuesta de la instancia superior  acerca de la tramitación del ajuste del plan de ingresos  a partir del segundo semestre del año.  El colectivo  -expresó- tiene la preocupación de lo que ocurrirá con el salario entre julio y diciembre.

Fue presentado el nuevo Comité Municipal de la CTC al frente del cual resultó elegido David Valdés Almagro como nuevo secretario general y se reconoció la labor que durante cinco años desempeñó  Liset  Domínguez  Alvarez  en esa responsabilidad.

Heriberto Arrieta Boada, primer secretario de Partido en Marianao,  al hacer las conclusiones,   precisó que la planificación  de la economía es un asunto no resuelto en el territorio y  señaló críticamente a entidades que ya sobrecumplieron  las utilidades previstas para el año y otras presentan pago de salario sin respaldo productivo.

Instó a las organizaciones sindicales a participar en las tareas de restauración y embellecimiento de las fachadas de los colectivos laborales del municipio.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu