Cumbre de los Pueblos: Punto de encuentro

Cumbre de los Pueblos: Punto de encuentro

cumbre de los pueblos
Foto: Roberto Suárez

La historia de toda sociedad hasta nuestros días no ha sido sino la historia de las luchas de clases. Tal saber de absoluta vigencia es una de las irrefutables frases de El manifiesto comunista, texto de Carlos Marx y Federico Engels, que este año cumple 170 años de haber sido publicado por primera vez.

Mucho de lucha de clases hemos visto en estos días de Cumbres, la de las Américas y su contraparte, la de los Pueblos, que recién han concluido en Lima, Perú.

“El frente único no anula la personalidad, no anula la filiación de ninguno de los que lo componen. No significa la confusión ni la amalgama de todas las doctrinas en una doctrina única. Es una acción contingente, concreta, práctica.”, dijo el amauta*  José Carlos Mariátegui,  otro gran comunista, peruano por demás, que este año también está de aniversario: 90 años de su célebre Siete ensayos de interpretación de la realidad peruana, libro de referencia para la intelectualidad del continente.

Mariátegui fundó, en 1928, el Partido Socialista Peruano, que tras la muerte del luchador se nombró Partido Comunista Peruano. Un año después creó la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP), la cual continúa siendo la principal central sindical del país, con gremios afiliados de alta convocatoria, entre ellos las federaciones de 25 regiones del país, y las sectoriales de la  Construcción Civil del Perú (FTCCP), de Mineros, Metalúrgicos y Siderúrgicos del Perú (FNTMMSP), de Alimentos, Bebidas y afines (CGTP-ABA) y de Agua potable del Perú (FENTAP). La integran además los sindicatos unitarios de empleados de la educación peruana (SUTEP), y de la telefónica (SUTTP).

Precisamente la CGTP, fiel a su estirpe clasista, y el Comando Nacional Unitario de Lucha, organizaron la Cumbre de los Pueblos de Lima, donde estuvieron presentes sindicalistas, activistas sociales y populares, campesinos, amas de casa, pueblos indígenas, feministas, jóvenes, partidos políticos…

Todos ellos se propusieron crear, desde las redes sociales y las distintas plataformas de la sociedad civil, una base amplia y representativa de organizaciones que llevara a las calles de la ciudad las causas más importantes de Latinoamérica: la ambición imperialista, las injustas políticas neoliberales, la solidaridad entre los humildes, el bloqueo de Estados Unidos a Cuba, el acoso y las amenazas a la Venezuela chavista, la injusta prisión de Lula da Silva en Brasil, el mar para Bolivia, el fraude electoral en Honduras, la paz en Colombia, la impunidad con que se asesinan cada día activistas y líderes comunitarios…  El propósito fue coordinar lo que Mariátegui definió como “el punto de encuentro fundamental entre los pueblos latinoamericanos: aquel representado por la agitación revolucionaria”.

gerónimo en la cumgbre de lospueblos_roberto suarez
Foto: Roberto Suárez

Uno de los rostros más visibles de esta gesta fue el de Gerónimo López Sevillano, secretario general de la CGTP, quien interrogado para Trabajadores por Misael Rodríguez Llanes, miembro de la delegación cubana a Perú e integrante del Secretariado Nacional del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Construcción, destacó que “la Cumbre de los Pueblos y el gran acto de solidaridad internacional con Cuba, Venezuela, Bolivia y los pueblos de la región, tuvo un significado inmenso pues hizo frente a una Cumbre oficial auspiciada por la OEA, a donde el imperialismo yanqui vino a imponer políticas neoliberales que privatizan los servicios públicos, destruyen derechos laborales de los trabajadores, contaminan nuestro medio ambiente, y saquean nuestra riqueza. Sobre todo buscaba coordinar estrategias para seguir dividiendo dividir a los países que luchan por su liberación y vienen implementando modelos económicos socialistas que responden a los intereses de la gran mayoría de la población, tal como ha sucedido en la Cuba revolucionaria, en Venezuela, y en Bolivia.

“Evidentemente, el capitalismo cuando ve peligrar sus intereses, trata de generar desconcierto, añadió Gerónimo,  procura calumniar con falsas informaciones como hacen contra la patria de Hugo Chávez, y también invierte millones de dólares en pagar mercenarios que hacen campañas contra esos países.

“Nosotros, los peruanos, nos unimos con los pueblos de la región para apoyar esos cambios profundos que se vienen dando en América Latina. La verdadera Cumbre de las Américas, la de los Pueblos, fue exitosa por la participación de representantes de organizaciones políticas, estudiantiles, sindicales… de todos los países de la región”.

* Amauta: sabio en lengua quechua.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu