Informe Central a VII Congreso: amplio, analítico y crítico (+Fotos y Video)

Informe Central a VII Congreso: amplio, analítico y crítico (+Fotos y Video)

https://youtu.be/J2mJO5NJlok

 

https://youtu.be/3GrM_k45QYU

Por Vivian Bustamante y Evelio Tellería

El General de Ejército Raúl Castro, primer secretario del Partido Comunista de Cuba, tuvo a su cargo la lectura del Informe Central al VII Congreso, contentivo de una amplia, analítica y crítica información de las acciones realizadas desde el evento anterior en función de llevar adelante el modelo económico.

Nos reunimos hoy a los 5 años exactos del anterior congreso, con lo cual damos cumplimiento al objetivo de trabajo número 17 aprobado por la Primera Conferencia Nacional del Partido, que estableció mantener la periodicidad fijada en los estatutos para la celebración de los congresos del Partido salvo la amenaza de guerra, desastres naturales y otras situaciones excepcionales, expuso el también Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros.

Al comenzar su lectura, precisó que el evento queda inaugurado cuando se cumple  aniversario 55 de que el Comandante en Jefe Fidel Castro proclamara el carácter socialista de la Revolución, el 16 de abril de 1961.

Tal acontecimiento, recordó, ocurrió en la despedida del duelo delas víctimas de los bombardeos a las bases aéreas el día anterior, preludio a la invasión mercenaria por Playa Girón organizada por  el gobierno de los Estados Unidos, derrotada en menos de 72 horas gracias a acciones previas acometidas por la Seguridad del Estado, y el coraje delos combatientes del Ejército Rebelde, policías y milicianos que por primera vez lucharon defendiendo el socialismo bajo el mando directo de Fidel.

A continuación puntualizó que como delegados al VII Congreso fueron elegidos mil delegados, propuestos desde la base y electos democráticamente que representan a más de 670 mil militantes integrados en unos 54 mil 500 núcleos.

Ha disminuido la militancia del Partido, lo que está influenciado por la negativa dinámica demográfica que afrontamos, el efecto de una política restrictiva de crecimiento desde el 2004 y las insuficiencias propias en el trabajo de captación, retención y motivación del potencial de militantes, señaló.

Igualmente reconoció que en los últimos años se ha logrado frenar esta tendencia.

Entre el período transcurrido desde el VI Congreso del Partido se ha aplicado lo establecido en el objetivo 18 de la Primera Conferencia Nacional de efectuar  al año como mínimo dos Plenos del Comité Central, donde se analiza la marcha del proceso de implementación de los lineamientos, así como los cumplimientos del plan de la economía y los objetivos señalados, dijo.

En reuniones ordinarias de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP) también se han debatido dos veces al año la ejecución del plan de la economía y el cumplimiento de los lineamientos, subrayó.

VII Congreso del Partido Comunista de Cuba.Foto: Ismael Francisco
VII Congreso del Partido Comunista de Cuba. Foto: Ismael Francisco

Al VII Congreso, significó, arribamos con la presentación de cuatro importantes proyectos de documentos rectores, en varios de los cuales se comenzó a trabajar prácticamente al concluir el anterior Congreso de la organización, y en estos se reseñan la evaluación de la economía en el quinquenio 2011 – 2015, el informe de los resultados de implementación de los Lineamientos de la Política Económica y Social y la actualización de los lineamientos para el período 2016- 2021.

Otros documentos contienen las bases del plan nacional de desarrollo económico y social hasta el 2030, la conceptualización del modelo económico y social cubano de desarrollo socialista y el  trabajo del Partido en cumplimento de los objetivos aprobados en Ia Primera Conferencia Nacional y las directrices del primer secretario del Comité Central del Partido.

Raúl calificó esos documentos de abarcadores y de gran complejidad, que marcarán el rumbo del proceso revolucionario cubano, del Partido y de la sociedad hacia el futuro, en la construcción de un socialismo próspero y sostenible.

Están estrechamente vinculados entre sí y debemos enfocarlos no como una obra totalmente terminada ni con un prisma estático o dogmático, sino que tras los debates en este evento tal y como lo hicimos a partir del VI Congreso serán sometidos a evaluaciones periódicas donde predomine la visión dinámica de estos documentos programáticos, manifestó.

Recordó que en el congreso anterior la propuesta de los lineamientos fue sometida a amplia consulta con la militancia del Partido, la juventud comunista y el pueblo en general y posterior a su aprobación en ese evento se refrendó por la Asamblea Nacional.

En esta ocasión no se realizó ese proceso, considerando que se trata de la confirmación y continuidad de la línea acordada hace 5 años en cuanto a la actualización de nuestro modelo económico y social.

Asimismo subrayó que los cuatro proyectos enumerados que se presentan a este evento son resultado de una elaboración colectiva, con participación de profesores universitarios, académicos, investigadores de las ciencias económicas y sociales y funcionarios del Gobierno y el Partido.

Enumeró acciones realizadas en ese sentido, por cuanto el análisis no solo provino de los debates en dos Plenos del Partido realizados en diciembre y enero pasados, del cual emanaron  más de 900 opiniones y sugerencias.

Estas conllevaron a la elaboración de una nueva versión para someter a los delegados del Congreso en reuniones en todas las provincias a inicios de marzo último, con la contribución de más de 3 mil 500 invitados, en representación de los diversos sectores de la sociedad, incluidos todos los diputados a la ANPP, con cuyas intervenciones y propuestas, que superaron las ocho mil 800, se preparó la versión final.

En la lectura del Informe Central al VII Congreso del Partido, el General de Ejército Raúl Castro planteó que por primer vez se presenta a un evento de la organización el tema de la conceptualización, que recoge las bases teóricas y características esenciales del modelo económico y social al que aspiramos como resultado del proceso de actualización.

El Canciller cubano Bruno Rodríguez (izquierda) y el Comandante de la Revolución, Ramiro Valdés Menéndez. Foto: Ismael Francisco
El Canciller cubano Bruno Rodríguez (izquierda) y el Comandante de la Revolución, Ramiro Valdés Menéndez. Foto: Ismael Francisco

A lo largo de estos cinco años se elaboraron ocho versiones de esa conceptualización, que fueron analizadas sucesivamente primero en reuniones de la comisión del  Buró Político para el control de la implementación de los lineamientos y posteriormente en el Buró Político y en Plenos del comité Central, con la participación del Consejo de Ministros, argumentó.

Por su parte, el proyecto relacionado con las bases del plan nacional de desarrollo hasta el 2030 es fruto de la labor realizada desde hace cuatro años por académicos y especialistas del Gobierno y la comisión permanente para la implementación y desarrollo, expresó.

En el se abordan asuntos de alcance trascendental, cuya gran complejidad, refirió, no permitió llegar al VII Congreso con el plan nacional de desarrollo terminado como era el propósito inicial, sino que se presentan sus bases, o sea, la visión entre otros, para los sectores estratégicos, lo cual proporciona una formidable herramienta para continuar trabajando hasta su conclusión que se espera alcanzar en el 2017.

Hemos concebido que ambos documentos, es decir, la conceptualización y las bases del plan nacional de desarrollo, luego de su análisis en el Congreso sean debatidos democráticamente por la militancia del Partido y la UJC, representantes de organizaciones de masas y de amplios sectores de la sociedad, para enriquecerlos y perfeccionarlos, afirmó.

Con ese fin solicitamos al congreso que faculte al Comité Central que sea electo, para introducir modificaciones que resulten del proceso de consulta y su aprobación definitiva, incluyendo ajustes pertinentes a los lineamientos que se aprueben en este evento, significó Raúl.

Durante la lectura del Informe Central al VII Congreso, aseveró que desde la aprobación de los lineamientos en el anterior evento de la organización, les quedaba claro que el proceso de su implementación no constituiría camino fácil, libre de obstáculos y contradicciones, así como que las transformaciones fundamentales requeridas para la actualización del modelo nos tomaría más de un quinquenio.

La práctica ha confirmado la justeza de aquella apreciación, hemos continuado avanzando con pasos seguros, sin prisas pero sin pausas, o sea, con la gradualidad e  integralidad necesarias para alcanzar el éxito, resaltó.

Josefina Vidal, directora general de Estados Unidos en la Cancillería cubana. Foto: Ismael Francisco
Josefina Vidal, directora general de Estados Unidos en la Cancillería cubana. Foto: Ismael Francisco

Reconoció que el obstáculo fundamental enfrentado, tal y como lo previeron, es el lastre de una mentalidad obsoleta que conforma una actitud de inercia o de ausencia de confianza en el futuro, no han faltado como era lógico esperar sentimientos de nostalgia hacia otros momentos menos complejos del proceso revolucionario cuando existían la URSS y el campo socialista, en el otro extremo han estado presentes aspiraciones enmascaradas de restitución del capitalismo como solución a nuestros problemas

Pese a ello se ha trabajado con sistematicidad e intensidad en la implementación de los lineamientos, y ejemplificó esta afirmación en que 21% de los 313 aprobados han sido puestos en práctica totalmente y el 77 % se encuentran en fase de ejecución, en tanto  no se han iniciado acciones para el 2 por ciento.

No obstante, expresó que esas cifras no logran mostrar con toda claridad cuánto se ha trabajado y avanzado en ese proceso, que encuentra su reflejo en la aprobación de 130 políticas y 344 nuevas normas legales de diferentes rangos, la modificación de 55 y la derogación de 684.

Sin embargo, criticó que la lenta puesta en práctica de regulaciones jurídicas y sobre todo, su asimilación, ha dilatado la implementación de las políticas aprobadas.

Por la labor realizada en cuanto a la ejecución de los lineamientos y las nuevas tareas incorporadas al proceso de implementación del modelo económico, señaló que se somete a consideración del congreso la propuesta actualizada para el período 2016- 2021, con 268 lineamientos. De ellos 31 conservan su redacción original, 193 se modifican y se agregan 44.

Las fórmulas neoliberales nunca serán aplicadas en el socialismo cubano

Al valorar el ritmo de transformaciones en curso no debe perderse de vista el hecho de que en el caso de Cuba jamás puede permitirse la aplicación de las llamadas terapias de choque, frecuentemente empleadas en otros países en detrimento de las clases más humildes, señaló.

Esta premisa se corresponde con el principio de que nadie quedará desamparado condiciona en gran medida la velocidad de actualización del modelo cubano, en lo cual es innegable la influencia de la crisis económica internacional y en particular, los efectos del bloqueo económico contra Cuba, recalcó Raúl Castro.

Las fórmulas neoliberales que propugnan la privatización acelerada del patrimonio estatal y los servicios sociales, nunca serán aplicadas en el socialismo cubano, resaltó.

VII Congreso del Partido Comunista. Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

Una muestra de ello es que aun con limitaciones económicas se han preservado y perfeccionado los servicios sociales a la población cubana en educación, salud, cultura, deportes y seguridad social sin embargo, debemos insistir en la necesidad de mejorar sostenidamente su calidad.

Las transformaciones realizadas en el reordenamiento de esos sectores, a pesar de quejas e incomprensiones iniciales debidamente esclarecidas o efectuados los ajustes requeridos, han contribuido a elevar calidad de esos servicios con menor costo presupuestario, lo que se evidencia en indicadores de salud obtenidos como  la tasa de mortalidad infantil de 4,2 por cada mil nacidos vivos, semejante a la que se obtiene en pocos países desarrollados.

También se refirió al reordenamiento de la red escolar que permitió reducir la cantidad de centros, a que se invirtió la pirámide en la formación de técnicos de nivel medio y de obreros calificados, además de que está en marcha un programa de mantenimiento y reparación en la infraestructura del sistema de educación.

Amplió que en el sistema nacional de salud se han venido materializando medidas dirigidas a la reorganización, compactación y regionalización delos servicios, a fin de mejorar el estado de salud de la población, incrementar la calidad y satisfacción del pueblo por los servicios y hacer eficiente y sostenible el sistema a la vez que se garantiza su desarrollo.

El perfeccionamiento  de las estructuras de dirección y ajuste de plantillas, dijo, propició la disminución de 152 mil plazas y la reubicación de más de 20 mil médicos en la actividad asistencial. Estas decisiones unidas a otras orientaciones dirigidas al uso racional de los recursos permitieron la reducción del presupuesto asignado a salud en más de dos mil millones de pesos.

También habló acerca de dificultades que se han presentado en el suministro de medicamentos a las farmacias, tanto de importación como de producción nacional y a la persistencia de condiciones higiénico sanitarias que propician la trasmisión de enfermedades infeccionas como dengue, chikungunya y últimamente el zika.

A propósito de esa situación, expuso que se acomete un plan de acción para eliminar las condiciones que permiten la proliferación del mosquito Aedes, trasmisor de los padecimientos mencionados.

Esto no puede verse como una efímera campaña, sino que debe garantizar sostenibilidad en el tiempo, significó.

Al retomar la idea de las justezas que encierra el sistema socialista y la práctica cubana, subrayó que las decisiones en la economía no pueden en ningún caso implicar una ruptura con los ideales de igualdad y justicia de la Revolución y mucho menos el resquebrajamiento de la unidad del pueblo en torno al Partido.

Tampoco se permitirá que como consecuencia de esas medidas se generen inestabilidad e incertidumbre en la población. Por eso insistió en que se requieren mucha sensibilidad e intencionalidad política para avanzar en la implementación de los lineamientos, y por eso es preciso dar más explicaciones al pueblo, y que hayan más disciplina y exigencia.

Hay que tener como hemos dicho en otras oportunidades, oídos y pies bien puestos sobre la tierra, sentenció.

Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

En otra parte de su discurso, el Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba se adentró en un tema medular: la dualidad monetaria y cambiaria en el país, que calificó como la muestra más elocuente de la complejidad del proceso de implementación de los lineamientos.

Aseguró que en este asunto no se ha dejado de trabajar en estos años y su solución no quedará “para las calendas griegas”.

A continuación subrayó que aunque no representa una solución mágica para las distorsiones estructurales de la economía, la eliminación de la dualidad monetaria y cambiaria en el país significará un impulso fundamental para avanzar en el resto de las tareas de la actualización del modelo económico.

El ordenamiento monetario del país facilitará la creación de condiciones para superar los nocivos efectos del igualitarismo, y hacer realidad el principio socialista que expresa “de cada cual según su capacidad, a cada cual según su trabajo”, precisó.

Con ello, aseveró, será posible rectificar el fenómeno de la pirámide invertida que no permite retribuir de manera justa el trabajo en función de su cantidad, calidad y complejidad, así como que el nivel de vida se corresponda con los ingresos legales de los ciudadanos y acabe la desmotivación de la fuerza laboral y de los cuadros para ocupar más responsabilidades

Raúl Castro dejó explícita la decisión de garantizar los depósitos bancarios en divisas internacionales, en pesos cubanos convertibles y en pesos cubanos,  así como el efectivo en poder de la poblacion y en personas jurídicas extranjeras y nacionales.

La empresa estatal socialista definida como forma principal de gestión de la economía nacional se encuentra en posición desventajosa en comparación con el creciente sector no estatal, beneficiado por trabajar en un circuito monetario basado en una tasa de cambio de 1 por 25, mientras que para la estatal rige la paridad del CUC con el CUP. Esta importante distorsión deberá ser solucionada en mayor brevedad posible en el marco de unificación monetaria y cambiaria, señaló.

Esa anomalía sumada al discreto desempeño de nuestra economía no ha permitido avanzar sustancialmente en la implementación de los lineamientos vinculados a la eliminación paulatina de las gratuidades indebidas y los subsidios excesivos, teniendo en cuenta que no se ha podido generalizar el incremento de los ingresos de los trabajadores ni asegurar la oferta estable de determinadas mercancías en el  mercado liberado.

Igualmente se refirió al elevado índice de envejecimiento de la población cubana y la migración del campo a las ciudades donde se concentra y eleva el nivel de calificación. Estos elementos señaló que representan un problema estratégico para el desarrollo, originados desde hace años por la existencia de factores socioeconómicos y culturales no fáciles de revertir.

A tenor de esa situación, explicó que fue elaborada una política  y definidas 76 medidas y 252 acciones, cuya aplicación será gradual, en dependencia del desempeño de la economía, por lo cual los resultados se obtendrán a largo plazo.

La inversión extranjera es fuente importante y necesaria en función del desarrollo del país

También dedicó espacio en su intervenciòn a hablar sobre la política para la inversión extranjera, reconocida como fuente importante y necesaria en función del desarrollo del país, por lo cual se puso en vigor  una nueva ley, la cual a la par que brinda incentivos y seguridad jurídica al inversionista preserva la soberanía nacional, la protección del medio ambiente y el uso racional de los recursos naturales.

Asimismo, abundó sobre la constitución de la zona Especial de Desarrollo Mariel, con ventajas adicionales para atraer a nacionales y foráneos interesados en establecer  negocios. Existen el marco jurídico y la infraestructura necesaria para que allí haya un asentamiento y despliegue productivo dirigidos a promover la sustitución de importaciones, propiciar las exportaciones, la transferencia de tecnologías y habilidades gerenciales, de las cuales apenas sabemos, según comentó; así como generar fuentes de empleo, todo lo cual a largo plazo facilitará alcanzar altos niveles de eficiencia.

Sin menospreciar los obstáculos que en ese sentido significan el bloqueo norteamericano y su aplicación extraterritorial se requiere dejar atrás perjuicios arcaicos en relación con la inversión extranjera y avanzar resueltamente en la preparación, diseño y concreción de nuevos negocios, exhortó.

Dijo que el destino de las inversiones se ha modificado sustancialmente, y si hace cinco años la esfera productiva y la infraestructura recibían el 45 % de ellas, en el pasado año esa cifra creció hasta el 70 por ciento.

En el proceso inversionista, acotó, se han incrementado el rigor y el control en cumplimento de los planes y han mejorado los indicadores a pesar de que se mantienen no pocas tensiones en los suministros y el aseguramiento de fuerza de trabajo debidamente calificada y motivada.

Mencionó además, que subsisten la improvisación, superficialidad y falta de integralidad por una incorrecta preparación de las obras, lo que deriva en dilatados plazos de ejecución y afectaciones a la calidad de las terminaciones.

El fortalecimiento de la empresa socialista madurará a mediano y largo plazos

En otro aspecto, expuso que en el propósito de fortalecer el papel de la empresa estatal socialista y su autonomía se ha avanzado en la separación de las funciones estatales de las empresariales y de forma paulatina han ido modificándose las relaciones de los organismos con sus entidades, dándole a los directivos de estas últimas más facultades para su gestión.

No obstante reconoció que este es un trayecto que no se recorre ni en días, ni meses, sino que madurará a mediano y largo plazos, en la medida en que se consoliden las condiciones organizativas, la capacitación de los cuadros y se destierre el hábito de esperar las soluciones desde arriba para actuar, en lugar de promover iniciativas y el espíritu emprendedor.

Dijo que han continuado avanzando el proceso de perfeccionamiento de los organismos de la Administración Central del Estado y el experimento sobre la separación de funciones de las asambleas y consejos de la administración del gobierno en las provincias  de Artemisa y Mayabeque para su posterior generalización.

Esa división permitirá que las primeras se concentren en la atención a los delegados y consejos populares y también en el trabajo de las comisiones en su labor de control y fiscalización, recalcó.

Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

Al retomar el tema de la implementación y desarrollo de los lineamientos, manifestó que han existido insuficiencias y deficiencias, incluso de la propia comisión permanente, en la aplicación de algunas medidas. Se han conformado propuestas que adolecían de falta de integralidad o con una visión limitada, fundamentalmente en lo referido a la valoración de niveles de riesgo y en la correcta apreciación de costos y beneficios.

Abundó que hubo problemas además en la conducción y control de políticas y en la divulgación y capacitación a diferentes niveles de dirección, lo cual derivó en que hubiese interpretaciones y aplicaciones variadas sobre un mismo aspecto, como ocurrió con la extinta Resolución 17 referida a los sistemas salariales.

En  algunos casos, significó, ha faltado sentido de la urgencia cuando los efectos de la práctica no han sido los deseados y contrarios al espíritu de las medidas adoptadas, lo que se traduce en que al no enfrentar decididamente una desviación pequeña, luego de su masificación la justa rectificación se ha convertido en un problema político.

En este punto acotó al Informe Central con la ejemplificación del comportamiento de los precios de productos agropecuarios, la reaparición del fenómeno de la especulación y el acaparamiento en beneficio de unos pocos en detrimento de la mayoría de la población.

Aunque comprendemos que el efecto primordial en el crecimiento  de los precios reside en que el nivel de producción no satisface la demanda y su avance está condicionado por factores objetivos y subjetivos, no podemos quedarnos de brazos cruzados ante la irritación de los ciudadanos, debido al manejo inescrupuloso de los precios por intermediarios que solo piensan en engañar cada vez más, subrayó el Primer Secretario del Comité Central del Partido.

En lo que constituyó una profunda crítica, indicó que el reconocimiento del mercado en el funcionamiento de la economía socialista no implica que el Partido, el Gobierno y las organizaciones de masas dejen de cumplir su papel en la sociedad de enfrentar cualquier situación que dañe a la población, ni mucho menos dejar la solución en manos de otros.

Yo Partido, yo Gobierno de cualquier nivel y yo miembro de una organización de masas me metería en cualquiera de esos problemas injustos que afectan a nuestra población, afirmó, lo cual fue refrendado por aplausos prolongados.

Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

Por eso apenas se formuló la discusión en el Parlamento sobre este tema en diciembre pasado se reconoció que tardamos mucho en reaccionar ante aquel fenómeno y “apoyé inmediatamente al Segundo Secretario del Partido, compañero Machado Ventura, que salió al combate por todo el país enfrentándose a ese problema”, apuntó.

Dijo que es necesario sacar conclusiones de lo sucedido y de otras cosas, pues lo peor que puede haber y lo peor que puede hacer un revolucionario o persona honesta es quedarse de brazos cruzados ante hechos como esos.

No tenemos derecho y mucho menos en los tiempos que estamos viviendo y en los cambios que estamos introduciendo. Esa experiencia vale recordarla porque la vamos a encontrar cientos o miles de veces en el cumplimiento de esta gigantesca tarea que elaboramos para el mejoramiento de nuestro país y nuestro socialismo, significó.

Sin descuidar la defensa del país

El aniversario 60 del desembarco del Granma,  el  venidero 2 de diciembre, fecha que marca  la fundación de las Fuerzas Armadas Revolucionarias será conmemorado con una revista militar dedicada al compañero Fidel en su 90 cumpleaños  y a nuestra aguerrida juventud que participará con un impresionante y compacto  bloque que cerrará el desfile como heredera y continuadora de la glorias combativa del pueblo cubano a lo largo de su historia.

Así lo anunció Raúl, noticia que fue recibida con aplausos prolongados de los delegados e invitados a la cita partidista.

Con anterioridad, se refirió a la  próxima realización del Ejercicio Estratégico Bastión 2016, en el mes de noviembre, con el objetivo de actualizar y ejercitar a los dirigentes, jefes y órganos de dirección y de mando en la  conducción de las acciones previstas en los planes defensivos del país.  Como actividad adicional también se efectuará, un fin de semana,  dos días nacionales de la defensa con masiva participación popular.

Al ahondar en el tema recordó que la doctrina de la guerra de todo el pueblo constituye el fundamento de la defensa del país y citó palabras del Comandante en Jefe Fidel Castro en el informe al Primer Congreso del Partido cuando alertó que  mientras exista el imperialismo, el Partido, el Estado y el pueblo le prestarán a los servicios la defensa la máxima atención. La guardia revolucionaria no se descuidará jamás.

Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

 Aprender a prever

En su discurso abordó temas relacionados con la política salarial.  Dijo  que la  aplicación de nuevos sistemas de pago por resultados, establecidos en la Resolución 17, del Ministerio del Trabajo y Seguridad Social, si bien influyó  en sentido general en la elevación de la motivación  de los trabajadores y el aumento de la productividad, cierto es que también se presentaron  múltiples deficiencias originadas en lo fundamental por la inadecuada preparación de condiciones previas  incluyendo  la capacitación de los directivos empresariales y al seguimiento

Igualmente  se tardó en corregir las  incongruencias  conceptuales puestas de manifiesto en su aplicación.

No basta –enfatizó- con que los documentos normativos estén bien elaborados;  hay que preparar a los ejecutores directos y volverlos a repasar y pasado un tiempo volver a darles cursillos,  chequear como están sus conocimientos para la aplicación de estas importantes actividades,  exigir que se cumplan en la práctica las disposiciones y reaccionar oportunamente ante las desviaciones impidiendo  que se conviertan en problemas políticos mayores.

Evocó un razonamiento  martiano que  sentencia: “gobernar  es prever”,  tres simples palabras y a continuación Raúl preguntó si resulta tan difícil  que a algunos de nuestros funcionarios les sea tan difícil aprenderse esa enseñanza. Tenemos que aprender a prever para evitarnos bastantes problemas, enfatizó.

Reconoció que en general, durante la implementación de los lineamientos no hemos sido suficientemente previsores ni ágiles para  actuar en la corrección de las deficiencias. Además de no prever, después nos ponemos a pensar en cómo resolver el problema que se creó.  Estoy hablando – aclaró- con toda crudeza como corresponde  a un a un Congreso de nuestro Partido Comunista y en todas las reuniones de los comunistas.

El informe plantea que ha proseguido la ampliación del sector no estatal de la economía, en tanto el empleo estatal se reduce. Algo más de medio millón de cubanos están registrados como trabajadores por cuenta propia, prestan servicios y generan producciones muy necesarias

Se ha ido conformando  una atmósfera que no discrimina ni estigmatiza esta labor, debidamente autorizada,  sin embargo se han presentado manifestaciones de corrupción e ilegalidades ante las cuales las acciones de enfrentamiento han resultado una vez más insuficiente y tardío como es el caso de conductas evasoras del pago de tributos y el ejercicio ilegal de actividades no permitidas.

Reafirmamos  -precisó Raúl- el principio socialista del predominio de la propiedad de todo el pueblo sobre los fundamentales medios de producción, así como la necesidad de descargar al Estado de otras actividades no determinantes en el desarrollo de la nación.

Más adelante destacó que como mismo aspiramos a mayor eficiencia y calidad en la producción y servicios del sector estatal, también favorecemos el éxito de las formas no estatales de gestión  sobre la base, en todos los casos, del estricto cumplimiento de la legislación vigente.

En cuanto a las cooperativas no agropecuarias,  Raúl  expresó que se han producido algunos logros en esa actividad y también se han puesto de manifiesto  que parten de la insuficiente preparación y  divulgación de la política aprobada y las normativas  emitidas, inadecuada organización y control de la contabilidad, aumento de los precios y restricciones para acceder a suministros y servicios en el mercado mayorista. Al propio tiempo, ha resultado inapropiada la conducción y control de este experimento por las instancias correspondientes, razón por la que decidimos  concentrar el esfuerzo en  consolidar  las cooperativas ya creadas y avanzar con gradualidad.

Entorno internacional desfavorable

En medio de un entorno internacional desfavorable caracterizado por la crisis económica global, en el quinquenio 2011-2015  el Producto Interno Bruto (PIB) del país creció a una tasa promedio anual de un 2.8 %,  no suficiente para asegurar la creación de las condiciones productivas y de infraestructura requeridas para avanzar en el desarrollo y mejorar el consumo de la población,  señala el informe

En este complejo contexto se ejecutó un conjunto de acciones destinadas al saneamiento de las finanzas externas y el reordenamiento de la deuda cuestión en la que se han logrado resultados significativos y que contribuye al restablecimiento de  la credibilidad internacional de la economía cubana y favorece mayores posibilidades de  comercio, inversiones y financiamiento para el desarrollo.

Raúl indicó que no podemos retroceder en esta esfera y con ese propósito debemos asegurar un  adecuado balance en la toma de créditos y su estructura, el pago de las deudas reordenadas, la deuda corriente y el cumplimiento del plan. No debemos volver jamás a empeñarnos, acentuó.

En otro momento mencionó que  se vienen introduciendo medidas para eliminar trabas que desestimulaban a las formas productivas de la agricultura, pero no han madurado y el ritmo de crecimiento de la producción agropecuaria todavía no es suficiente, mientras que como media cada año el país debió dedicar alrededor de 2 mil millones de dólares a la importación de alimentos, la mitad de los cuales podemos producir en Cuba y hasta exportar los excedentes.

Foto: Ismael Francisco
VII Congreso del Partido Comunista de Cuba. Foto: Ismael Francisco

Han continuado expandiéndose la exportación de servicios médicos y el turismo al tiempo que se reduce el peso específico de  las exportaciones tradicionales golpeadas por la caída de sus precios.

El General de Ejército  consideró que la realidad corrobora la conveniencia de proseguir diversificando nuestras fuentes de ingresos para no volver jamás a depender de un mercado,  ni depender de un producto, y desarrollar relaciones comerciales y de cooperación mutuamente ventajosas con todos los países, configurando un adecuado el equilibrio en esta esfera.

Un solo partido y a mucha honra

Refiriéndose a una anécdota acerca  de los derechos políticos en Cuba, Raúl reiteró  la Constitución refrenda al Partido como la guía de la sociedad y los Estatutos de la organización lo sitúan como el continuador del fundado por Martí para dirigir la lucha por la independencia., del primer Partido Comunista simbolizado por Mella y Baliño y fruto de la fusión voluntaria de las tres organizaciones revolucionarias que protagonizaron la lucha contra la tiranía batistiana

En Cuba tenemos un partido único, y a mucha honra, – ponderó- que representa y garantiza la unidad de la nación cubana, arma estratégica principal  con que hemos contado para edificar la obra de la Revolución y defenderla de todo tipo de amenazas y agresiones.

Por ello no es nada casual que se nos ataque y exija desde casi todas partes del planeta para debilitarnos y  nos dividamos en varios partidos en nombre de la sacrosanta democracia burguesa, manifestó.

Tan importante documento no podía dejar de abordar los sucesos y cambios  sustanciales en la arena internacional desde el anterior Congreso del Partido hasta la fecha.

Raúl Castro comenzó refiriéndose al restablecimiento de relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos, sobre la base de la soberanía y no injerencia en asuntos internos, anuncio que hicieron los presidentes de ambos países el 17 de diciembre del 2014.

Destacó que igualmente han transcurrido 15 meses desde que se cumpliera la promesa de Fidel al pueblo, al completarse el regreso a la patria de los Cinco Héroes, momento al cual llegamos gracias a la heroica resistencia del pueblo cubano y la lealtad a los principios de la Revolución; y también con el decisivo apoyo y solidaridad internacional, puestos de manifiesto en múltiples eventos y en particular  las abrumadoras votaciones en Naciones Unidas contra el bloqueo.

Recordó que el mapa político de nuestra América había cambiado bajo el avance de fuerzas políticas de izquierda y movimientos populares que contribuyeron a la integración regional y dieron vida a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), lo cual colocó a Estados Unidos en una situación de aislamiento interno en el hemisferio y puso en crisis la política interamericana que seguían.

Al mencionar el apoyo internacional a la causa cubana se refirió a los reclamos en la VI Cumbre de las Américas de Cartagena de Indias, en 2012, porque se eliminaran el injusto bloqueo estadounidense y la exclusión de Cuba.

Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

Por otra parte, dijo, se venían produciendo cambios en la sociedad norteamericana y en la emigración cubana a favor de que sea modificada la política de EE.UU. hacia la mayor de las Antillas. En abril del 2015 asistimos a la VII Cumbre de las Américas, en Panamá, con la frente en alto, recalcó.

Desde el 17 de diciembre del 2014 a la fecha se han constatado resultados concretos en el diálogo, sin embargo el bloqueo impuesto desde hace más de medio siglo y su alcance extraterritorial continúan vigentes con incuestionables efectos intimidatorios de alcance internacional, aunque reconocemos la posición de Obama y altos funcionarios de su administración en su llamado al congreso en el interés de eliminarlo, subrayó.

Las medidas anunciadas poco antes de la visita del mandatario estadounidense a La Habana son positivas, pero no suficientes. Como expusimos en el encuentro de ambos presidentes ante la prensa, para avanzar hacia normalización de relaciones deberá eliminarse el bloqueo que provoca privaciones a nuestra población y devolverse el territorio ocupado ilegalmente por la base naval de Guantánamo  en contra de la voluntad del Gobierno y pueblos cubanos, significó.

Asimismo, subrayó, debían suprimirse programas dirigidos a cambiar el sistema político, económico y social que escogimos soberanamente.

Para sustentar esa afirmación dijo que la política migratoria continúa siendo utilizada como arma contra la Revolución, se mantienen en vigor la Ley de Ajuste, la política de pies secos pies mojados y el programa parole para los médicos cubanos, todo lo cual estimula la emigración ilegal e insegura y busca despojarnos de personal calificado.

Estas prácticas no se corresponden con la declarada política de cambio hacia Cuba y generan problemas a terceros países, subrayó.

Raúl manifestó que no son pocas las declaraciones de funcionarios del gobierno de EE. UU. que  al reconocer el fracaso de su política hacia Cuba no disimulan que los propósitos son los mismos y solo se modifican las formas.

A continuación reiteró que tenemos la voluntad de desarrollar un diálogo respetuoso y construir un nuevo tipo de relación con Estados Unidos como la que no ha existido nunca antes, porque estamos convencidos que ello solo puede reportar beneficios mutuos, pero no puede pretenderse que para lograrlo hagamos concesiones, ni cedamos  en la defensa de nuestros ideales, ni tampoco en el ejercicio de una política exterior comprometida con las causas justas, la defensa de la autodeterminación de los pueblos y el tradicional apoyo a países hermanos.

Como establece la Constitución de la República, las relaciones económicas, diplomáticas y políticas con cualquier otro Estado no podrán ser jamás ser negociadas bajo agresión, amenazas o coerción de una potencia extranjera, sentenció.

Es largo y complejo el camino hacia la normalidad de vínculos bilaterales y avanzaremos en la misma medida en que seamos capaces de poner en práctica el arte de convivencia civilizada, puntualizó, a la vez que recalcó acerca de la necesidad de “concentrarnos en lo que nos acerca y no en lo que nos separa, promoviendo el beneficio de ambos países”.

Asimismo agregó que históricamente las relaciones con EE. UU. han representado un desafío para Cuba, por la permanente pretensión de aquellos de querer dominarnos y la determinación de los cubanos de ser libres e independientes sin importar peligros a enfrentar ni el precio que tengamos que pagar.

Tras esta frase sumamente aplaudida por los delegados e invitados al cónclave, Raúl reiteró la unidad del pueblo en torno al Partido, y el profundo patriotismo y la  cultura política que nos han permitido enfrentar las agresiones y hostilidades y servirán también de escudo ante cualquier intento de socavar el espíritu de los cubanos, lo cual será un reto especialmente para los más jóvenes, a quienes el Partido reconoce como continuadores de la obra de la Revolución y las convicciones revolucionarias de sus abuelos y padres.

Foto: Ismael Francisco
Foto: Ismael Francisco

Agradecemos el apoyo que durante años hemos recibido de la comunidad internacional

Agradecemos, significó, el apoyo que durante años hemos recibido de la comunidad internacional, de los partidos y movimientos políticos, organizaciones sociales, intelectuales, académicas y religiosas, de artistas, de líderes sindicales, campesinos y estudiantiles, de amigos solidarios que desde todas las partes del mundo nos han acompañado en nuestra lucha, y con los cuales sabemos que podemos seguir contando, en la batalla por construir un mundo mejor.

A todos ratificamos que siempre tendrán el apoyo incondicional y solidario de Cuba, eternamente revolucionaria e internacionalista, afirmó.

En su discurso se refirió a la fuerte contraofensiva articulada por las oligarquías y el imperialismo norteamericano contra América Latina y el Caribe, situación agravada por la desaceleración de las economías, lo cual impacta negativamente en las políticas de desarrollo e inclusión social y conquistas de los sectores populares.

Usan métodos y tecnologías propias de una nueva doctrina de guerra no convencional sin obviar acciones desestabilizadoras y golpistas, en especial contra Venezuela, e intensificadas en los últimos meses en Bolivia, Ecuador, Brasil, Nicaragua y El Salvador, dijo.

El Primer secretario del Partido señaló que los recientes reveses de gobiernos de izquierda en el hemisferio son enarbolados para buscar abrir paso al retorno del neoliberalismo y desmoralizar las fuerzas de partidos políticos y fuerzas sociales, lo cual debemos enfrentar con más unidad y mayor articulación de las acciones revolucionarias.

Asimismo dedicó atención a lo que ocurre en Venezuela, y manifestó la convicción de que ese pueblo sabrá defender el legado de Hugo Chávez e impedirá el desmantelamiento de los logros alcanzados.

A la revolución bolivariana y chavista, al presidente Maduro y su gobierno, a la unión cívico militar ratificamos nuestra solidaridad y compromiso y el rechazo a las pretensiones de aislar a Venezuela mientras se dialoga con Cuba, recalcó Raúl.

Asimismo llamó al respeto a la soberanía e independencia de los Estados y que cesen los actos injerencistas en los asuntos internos, y reafirmó el apoyo de Cuba a los gobiernos revolucionarios y progresistas, encabezados por líderes prestigiosos que han llevado justicia y beneficios tangibles a las grandes mayorías en la región más desigual del planeta.

Alertó que se renuevan los esfuerzos de EE.UU. y sus aliados para socavar la unidad y la integración regional, frustrar los avances de la Celac, la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América, la Unión de Naciones Suramericanas y otros mecanismos de alianza, mediante una supuesta reforma del sistema interamericano, en particular de la Organización de Estados Americanos (OEA), que solo ha servido a intereses contrarios a nuestra América.

La OEA, recordó, justamente calificada como ministerio de colonias de los Estados Unidos por el canciller de la dignidad, Raúl Roa, fue la que sancionó a Cuba y estuvo dispuesta a dar apoyo y reconocer un gobierno títere si se hubiera consolidado la invasión mercenaria de playa Girón.

Dijo que sería interminable la lista de las acciones contrarrevolucionarias contra la naciente Revolución cubana  y otros gobiernos revolucionarios y progresistas, y aunque nunca hemos estimulado a otros países para que abandonen esa organización reiteró lo expresado en Brasil hace unos años, parafraseando a José Martí, de que  antes de que Cuba regresara a la OEA se unirían el mar del norte con el del sur y nacerá una serpiente de un huevo de águila.

Es indispensable consolidar los mecanismos de concertación política y económica en la región

Reflexionó que es indispensable avanzar en la consolidación de la Celac, como mecanismo de concertación política genuinamente latino y caribeño, basado  en la unidad desde la diversidad, pero es genuinamente nuestro, y recordó la importancia de la proclama de América Latina y el Caribe como zona de paz, firmada durante la II Cumbre firmada en La Habana, lo cual mantiene total vigencia y sus principios deben regir las relaciones entre los estados de esa región y también a nivel internacional.

En ese sentido ratificó que Cuba mantendrá sus esfuerzos para alentar el proceso de paz en Colombia y expresó la solidaridad con Argentina por las Islas Malvinas, Georgias del Sur, Sandwich del Sur y con Puerto Rico por su aspiración de alcanzar la autodeterminación e independencia, sí como la cooperación con Haití y con los pueblos hermanos del tercer mundo que se esfuerzan por transformar la herencia de siglos de dominio colonial, saben que contarán siempre con el apoyo de Cuba.

Reiteró que continuaremos cumpliendo los compromisos de cooperación sobre la base de compartir lo que tenemos, no lo que nos sobra, una confirmación de lo cual resulta la participación de nuestros médicos en la lucha contra el ébola, lo que concitó el reconocimiento internacional.

Y para reafirmar la posición de Cuba afirmó que esta seguirá priorizando el desarrollo multifacético de las relaciones con todos los amigos y socios que la han acompañado durante estos años, así como reiteró la política de nuestro partido de desarrollar relaciones con todas las fuerzas y movimientos políticos legítimos independientemente de su signo ideológico.

Asimismo se refirió a los acuerdos firmados con la Unión Europea, que entraña la eliminación de posiciones injerencistas y permite una evolución positiva con sus estados miembros, lo cual  contribuye a conformar un clima propicio para avanzar en relaciones mutuamente ventajosas en ese importante bloque de naciones.

También dijo que el reciente acuerdo alcanzado con el Club de París permitirá normalizar las relaciones financieras con la comunidad internacional y recordó que la visita del Papa Francisco y sus prédicas en favor de la paz y la equidad, la erradicación de la pobreza y el análisis sobre las causas de los principales problemas que afectan a la humanidad contribuyeron a consolidaron los vínculos entre la Santa Sede y Cuba en su aniversario 80.

El encuentro entre el sumo Pontífice y el patriarca Kirill en febrero último nos honró y permitió reiterar el compromiso de Cuba con la preservación de la paz y la promoción del diálogo a nivel internacional, resaltó.

Recalcó que cada vez son mayores las amenazas a la paz y seguridad internacionales derivadas de los intentos del imperialismo norteamericano de imponer sus posiciones hegemónicas frente a los cambios en el equilibrio mundial.

Ejemplificó con la proliferación de guerras no convencionales con el pretexto de enfrentar el terrorismo, la agudización de las contradicciones entre potencias y el peligro de un conflicto bélico de dimensiones incalculables en medio oriente.

Al referirse al tema del cuidado del medio ambiente aseguró que el marco de cooperación tras la Cumbre de París sobre el cambio climático continúa siendo limitado por la imposición de patrones irracionales de producción y consumo incompatibles con la preservación de la especie humana y que la falta de voluntad política de las naciones industrializadas impide establecer compromisos efectivos para el financiamiento y la transferencia de tecnologías  a tono con lo que se necesita para avanzar.

Precisó que en las complejas circunstancias de nuestra región y del mundo, la política exterior de la Revolución cubana se mantendrá fiel a los principios originales que hemos defendido en las coyunturas más difíciles y ante las más graves amenazas y desafíos.

Raúl concluyó su amplio y analítico discurso, afirmando que los delegados tendrán intensas jornada de labor en el congreso, que sin dudas  será un evento histórico y fructífero del cual emanen las direcciones principales de nuestro trabajo, en pos de la consecución de una nación soberana, independiente, socialista, próspera y sostenible.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu