Festejo en el mundo marítimo cubano

Festejo en el mundo marítimo cubano

Uno de los espectáculos más gustados es el de los delfines; Arena es el más joven y el más querido.
Uno de los espectáculos más gustados es el de los delfines; Arena es el más joven y el más querido.

Aunque no son  los tiempos de la foca Silvia ni de la delfina Diana, el Acuario Nacional de Cuba (ANC) sigue siendo uno de los espacios  preferidos  de los cubanos. Creado hace 55 años ― el próximo día 23― surgió con el propósito de elevar la cultura y la educación acerca del cuidado y conservación del mar, las costas y sus recursos.

Ubicado en el municipio de Playa, en La Habana, este centro científico, especializado en la investigación, la educación ambiental y la divulgación del medio marino recibe anualmente unas 600 mil personas, cifra que en los últimos 15 años se ha mantenido, y en algunas ocasiones la supera.

En sus inicios contó con 13 peceras de pequeños volúmenes y en 1973 llegó al centro el primer mamífero marino, un lobo, bautizado con el nombre de Silvia y que se convirtió en el animal más popular de la institución.

Sus trabajadores resaltan como un momento de importancia la inauguración de los primeros objetos de obra de ampliación en el año 2000: la Plaza de los Delfines y la Isla Tropical. Luego, el 14 de enero del  2002, concluyó la primera etapa de la remodelación, cuyas obras fueron inauguradas por el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

Fusión entre proyecto y naturaleza 

La experiencia por parte del Acuario con las nuevas posibilidades de interacción con delfines ha sido bien recibida a nivel internacional. “Las exhibiciones del acuario tienen un valor extremo; son el resultado de innumerables investigaciones científicas, además de infinitas horas de trabajo por parte de los biólogos”, afirmó Francisco Longino Domínguez, vicedirector de Comunicación y Comercialización del ANC.

El público puede interactuar con las especies, incluso alimentar a los lobos marinos desde la rocalla.
El público puede interactuar con las especies, incluso alimentar a los lobos marinos desde la rocalla.

“Mi dedicación es el mar. Brindar todos mis conocimientos a las personas que vienen es lo primordial para mí”, explicó Yosmel Sánchez, jefe de producciones y operaciones.

Sánchez comentó  que es la oportunidad ideal para concientizar a los visitantes acerca de un mejor cuidado de la biodiversidad y las costas cubanas.

La singularidad de esta institución radica en mostrar  las especies de forma viva; los peces y la acuarología están en concordancia con su hábitat natural.

A pesar de los empeños de la naturaleza en destruir el sitio, es guía a nivel mundial de programas de educación que se desarrollan con recursos propios.  Sus trabajadores han subsistido a tiempos buenos y duros en los cuales han enfrentado  múltiples problemas: escasez  de materiales, poca financiación de las investigaciones biológicas, además de grandes pérdidas de especies.

Ahora el principal reto es adelantar el retraso del proyecto constructivo: se trabaja en obras que incluyen la ampliación de un centro de biodiversidad y otro de educación ambiental, así como una cafetería con capacidad para 400 clientes.

Acuarios con estas peculiaridades no existen en América Latina; aquí se realizan jornadas científicas infantiles en las  que participan niños de casi todo el país. También realizan actividades de conjunto con hospitales, específicamente con salas de oncología, para poner, de alguna manera, al mar al alcance de todos.

Celebrar por todo lo alto

Como parte del aniversario del ANC la dirección del centro realizará diversas actividades para el disfrute de la población este 23 de enero.

Para el festejo se prevén  algunas exposiciones sobre el pasado, presente y futuro de la institución, además de abrir durante todo el día la biblioteca científico popular; igualmente habrá actividades culturales en la sala teatro del centro con payasos y coros infantiles.

El Fondo de Bienes Culturales en asociación con Artex brindará una feria en la cual se comercializará productos sobre la biodiversidad marítima de la isla.

Los animales tendrán espacio protagónico, pues  se ofrecerá un espectáculo especial de delfines,  conjuntamente con el ballet acuático Aquaritmo en el área del delfinario.

La compañía infantil  La Colmenita se sumará a las presentaciones de ese día y dará un concierto dedicado a Juan Formell que, de algún modo, será el homenaje del acuario al recién desaparecido artista.

Actualmente el acuario cuenta con cerca de tres mil ejemplares correspondientes a 300 especies de la fauna marina cubana.
Actualmente el acuario cuenta con cerca de tres mil ejemplares correspondientes a 300 especies de la fauna marina cubana.

Escribir comentario

© 2018 Trabajadores. Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba
Director: Alberto Núñez Betancourt
Subdirector Editorial: Alina Martínez Triay
Territorial y General Suárez. Plaza de la Revolución. La Habana, Cuba. CP: 10698
Fax: 053 (7) 555927 E-mail: digital@trabajadores.cu