Abandera Díaz Canel delegación a Veracruz 2014

Fotos: José Raúl Rodríguez Robleda.
Fotos: José Raúl Rodríguez Robleda.

El primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros de la República de Cuba, Miguel Díaz Canel Bermúdez, presidió al amanecer de este martes la ceremonia de abanderamiento de la delegación que asistirá a los XXII Juegos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz, a disputarse del 14 al 30 de noviembre próximo en ese estado mexicano.

El acto tuvo lugar al pie de la estatua de José Martí en la Plaza de la Revolución habanera, lugar en que se concentró una amplia representación de la comitiva, conformada en este momento por 543 deportistas de 34 disciplinas.

Los campeones mundiales y olímpicos Yulieski Gourriel (béisbol) y Roniel Iglesias (boxeo) colocaron la tradicional ofrenda floral al Héroe Nacional Cubano, en tanto el multipremiado luchador Mijaín López recibió la bandera patria de manos de Canel Bermúdez, acompañado por la judoca Idalis Ortiz y la pertiguista Yarisley Silva.

El juramento de los atletas estuvo a cargo de la taekwondoca Glenhis Hernández.
El juramento de los atletas estuvo a cargo de la taekwondoca Glenhis Hernández.

El juramento de los atletas estuvo a cargo de la taekwondoca Glenhis Hernández, quien expresó el compromiso de “honrar con nuestra lealtad, disciplina, actuación y combatividad los principios y valores; ser portadores en el ámbito deportivo y fuera de este de la valentía y firmeza de nuestros antecesores del deporte y de los insignes patriotas de nuestra historia; practicar el juego limpio; respetar las reglas arbitrales y tener la conciencia y la confianza en sí mismos, con las cuales clasificamos para este evento. La bandera que se nos hace entrega a la delegación la defenderemos con dignidad y honor, como lo han hecho nuestros mambises, nuestra Generación del Centenario y como lo hacen hoy nuestros Cinco Héroes. Regresaremos a la Patria con el deber cumplido y con la medalla más importante para nosotros: la de la dignidad”.

Las palabras centrales del abanderamiento fueron pronunciadas por el titular del Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (INDER), Antonio Alberto Becali Garrido, quien destacó la significación de que esta actividad aconteciera en una jornada que recuerda la desaparición física de Camilo Cienfuegos, y en la cual se votará otra vez contra el bloqueo de Estados Unidos hacia Cuba en la Organización de las Naciones Unidas.

El directivo afirmó que la cita de Veracruz “pondrá a prueba la capacidad de cada uno de ustedes (atletas) para mostrar los frutos de la entrega con que asumieron la preparación, y devendrá escenario de una nueva confrontación entre los principios que defendemos y los enemigos que se empeñan en menospreciar el temple de un pueblo que liderado por Fidel y Raúl espera y merece fidelidad”.

Al referirse al contexto deportivo que hallará Cuba en Veracruz, Becali reconoció que será sustancialmente más exigente que el enfrentado hace ocho años en Cartagena de Indias. Y afirmó: “Conocedores del privilegio que representa ser parte de una de las mayores conquistas de la Revolución, que colocó al deporte al alcance de todos e igualmente conscientes de cuanto se esfuerzan nuestros enemigos para comprar a nuestros atletas con grandes sumas de dinero y total ausencia de pudor, al punto de apelar a traficantes y matones, se impone que asumamos cada jornada comprometidos con la tradición de lucha y el espíritu inclaudicable de quienes hicieron posible que este pequeño país se erigiera como una potencia deportiva. Es esa la misión de todos los que llevarán en sus uniformes las cuatro letras que conforman el nombre sagrado de nuestra nación, que ha enfrentado durante más de 50 años un férreo bloqueo del país más poderoso del mundo, que a pesar de ello exhibe indiscutibles éxitos en la educación, la cultura y el deporte”.

“Los esfuerzos realizados por el país para garantizar el trabajo preparatorio y la logística necesaria para enfrentar este nuevo compromiso, merece todo el sacrificio de los 543 atletas listos para intervenir en 34 deportes, para retomar una cima ocupada desde el año 1970 y solo cedida cuando no concursamos en las ediciones de San Salvador 2002 y Mayagüez 2010. Es esa la respuesta esperada, junto al decoro y la dignidad que deberán enaltecernos todo el tiempo, para que nuestro pueblo que estará pendiente todo el tiempo de lo que suceda, acumule razones suficientes para aplaudir desde la distancia, en primer lugar por nuestro patriotismo, por las medallas y por un compromiso apegado al mensaje transmitido por nuestro Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, cuando expresó: “el honor vale más que la vida”.

A la ceremonia asistieron además José Ramón Fernández, asesor del presidente de los Consejos de Estados y de Ministros, y titular del Comité Olímpico Cubano; Olga Lidia Tapia Iglesias, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista de Cuba; y de manera muy especial el Héroe de la República de Cuba Fernando González Llort.

Leave a reply