Una historia que perdurará

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Sin valoración)
Cargando…

Por: Jorge Chales Urquiza

Basilio Gowen Alfonso, el hombre que con su abnegado trabajo y creatividad dio soluciones a la fabricación de baterías de vehículos para la agricultura y otros organismos en el territorio pinero, y produjo valores por más de 800 mil pesos, falleció y su entierro constituyó una sentida manifestación de duelo.

Por su ejemplar trayectoria resultó vanguardia nacional del Sindicato de Trabajadores Agropecuarios durante 14 años consecutivos y recibió de manos del Comandante en Jefe Fidel Castro durante los festejos por el Primero de Mayo del pasado 2001, el título de Héroe del Trabajo de la República de Cuba.

Llegó al municipio especial Isla de la Juventud en la década del 70. Sus experiencias en la fabricación de baterías para carros fue apreciada por el Comandante Ernesto Che Guevara en visitas que realizó al pequeño taller que poseía en La Habana. Teniendo en cuenta estas habilidades se le asignó la misión de fabricar estos implementos.

Pero este hombre de piel negra que próximamente cumpliría 79 años, dejó también huellas en obras sociales y en otros planes de desarrollo de esta ínsula a la que abrazó con mucho amor como su segundo terruño, después de Matanzas, donde nació el 17 de mayo de 1923.

Escribir una respuesta